Inicio / OPINION / ¿El papa del cambio?

¿El papa del cambio?

Como por casualidad, el mismo día en que el nuevo papa Francisco recibe al jefe del gobierno español, su representante en España, ese cardenal con aspecto de aparición pretridentina, lanza su batería de exigencias políticas al gobierno del PP: Que se acabe con la ley del aborto y con el matrimonio homosexual.

Católicos moderados y laicos mostraron su optimismo tras la elección del nuevo papa argentino. Algunos extremadamente bienintencionados incluso han escrito que el Papa Francisco puede avanzar en el camino de la eliminación del estado vaticano como poder temporal (sic)

Tiene ahora el papa Francisco un test mucho más fácil y asequible: desautorizar las intromisiones de su delegado Rouco Varela en la vida política civil española. De lo contrario, a muchos nos seguirá quedando en la cabeza la idea que tenemos de la iglesia católica como la organización que más personas ha asesinado por acción y omisión desde el siglo IV de nuestra era. Más que Hitler, Stalin, Franco y Pol Pot juntos. Muchas más.

Subscribe to our mailing list

* indicates required

Sobre Santiago Herrero

Periodista. Colaborador de diversos medios durante la transición (Diario ARRIBA, Revistas DOBLÓN, REALIDADES, PLATAFORMA, RITMO...) Fundador y primer director de la recientemente desaparecida REVISTA DE ARQUEOLOGÍA. Responsable de información en diversos campos en la Comisión Europea entre 1982 y 2004. En la actualidad, profesor de la Escuela de Negocios de la Universidad Politécnica de Madrid y cordinador del curso de FOTOPERIODISMO en el Centro de Estudios del Vídeo - CEV.

Ver también

Manifestación de profesionales de la sanidad madrileña el 21 de abril de 2013

‘Marea Blanca’: la Sanidad Pública no está segura

Rosa Mª Cuadrado Abad[1] La privatización encubierta de la Sanidad Pública empezó a gestarse hace …

Un Comentario

  1. Abel Manríquez Machuca

    Personalmente hasta ahora, de cambio, cambio de verdad, no he visto nada. Lo único que ha pasado es que Benedicto XVI renunció, se fue y fue reemplazado “reglamentariamente” por Francisco. Todo lo que se ha destacado de esto o aquello, es simplemente oropel, en lo profundo todo está igual.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: