Vera y Victoria: sororidades por Mar Sáez

Vera le confesó a Victoria que era transexual el día en que se besaron por primera vez

0
146

Vera y Victoria son las protagonistas de la exposición de fotografía que se muestra durante este mes de marzo en la Sala Réplika Teatro de Madrid.

Marta Sáez: Vera y Victoria cartel

Su autora, Mar Sáez, se ha especializado en la transexualidad y ha logrado plasmar con su trabajo, siguiendo el proceso paso a paso, imágenes bellísimas que, además de exponer una transformación vital dramática, se han consolidado en dos libros, uno titulado Vera y Victoria, en el que se relata el paso hacia un cuerpo de mujer, y el otro, Gabriel, que narra el proceso inverso hacia un cuerpo de hombre.

Las dos jóvenes protagonistas de la exposición abrieron su vida íntima durante cuatro años a la fotógrafa Mar Sáez, quien ha sabido componer con delicadeza los matices de su historia de amor. Ayudada del blanco y negro, la historia que la cámara retrata en tercera persona se convierte así en motivo único de celebración:

“Vera le confesó a Victoria que era transexual el día en que se besaron por primera vez. Fue en un parque. No cambió nada. Se amaron como nunca antes lo habían hecho”

Vera y Victoria

  • Comisaria: Natalia Bento
  • Del 9 al 31:03:2019 de 2019 en Réplika Teatro
  • Centro Internacional de Creación
    (C/ Explanada, 14, Madrid).
  • Entrada libre

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Doctor en Filología por la Complutense, me licencié en la Universidad de Oviedo, donde profesores como Alarcos, Clavería, Caso o Cachero me marcaron más de lo que entonces pensé. Inolvidables fueron los que antes tuve en el antiguo Instituto Femenino "Juan del Enzina" de León: siempre que cruzo la Plaza de Santo Martino me vuelven los recuerdos. Pero sobre todos ellos está Angelines Herrero, mi maestra de primaria, que se fijó en mí con devoción. Tengo buen oído para los idiomas y para la música, también para la escritura, de ahí que a veces me guíe más por el sonido que por el significado de las palabras. Mi director de tesis fue Álvaro Porto Dapena, a quien debo el sentido del orden que yo pueda tener al estructurar un texto. Escribir me cuesta y me pone en forma, en tanto que leer a los maestros me incita a afilar mi estilo. Me van los clásicos, los románticos y los barrocos. Y de la Edad Media, hasta la Inquisición.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.