Ajedrez: patrocinio polémico en Noruega y victoria de Carlsen

El ajedrez en Noruega, la patria del campeón mundial, Magnus Carlsen, donde es uno de los iconos nacionales, vive una polémica por su patrocinio federativo que puede repercutir indirectamente en el afamado ajedrecista que acaba de ganar el torneo internacional más importante de su país.

El presidente de la NSF, Morten Lillestol Madsen, durante la asamblea de la FIDE en Batumi
El presidente de la NSF, Morten Lillestol Madsen, durante la asamblea de la FIDE en Batumi

La Federación Noruega de Ajedrez, Sjakkforbundet, (NSF) ha conseguido un patrocinio sin precedentes, un total de 10 millones de coronas noruegas (más de un millón de euros) al año, por un acuerdo total de cinco años, por parte de la empresa de juego Kinder Group con sede en Malta, que tiene unas ganancias de 800 millones de euros anuales. El grupo es líder en el sector de juegos online a través de marcas como Unibet y 32Red.

El Congreso de la NSF a celebrar en Larvik el 7 de julio (2019) debe ratificar el patrocinio que, según su presidente, Morten Lillestol Madsen, es “el mejor acuerdo de cooperación que hemos alcanzado”.

Si sale adelante ya está fijado el reparto, un total de 200 000 euros serán para clubes y torneos locales de ajedrez, 150 000 en proyectos para desarrollar el ajedrez noruego y 150 000 para asegurar las finanzas de la federación. Ahora mismo el presupuesto de la NSF es de 2,5 millones de coronas anuales (255 000 euros).

La noticia ha causado gran revuelo y polémica en el país donde el ajedrez gracias a su compatriota, lo que se ha denominado ‘el efecto Magnus’, es uno de los deportes más populares y existe un gran seguimiento mediático. Casi medio millón de los 5,3 millones de noruegos juega al ajedrez y en Oslo existe un bar monotemático sobre el más que milenario juego, ‘The Good Knight’.

Logotipo de la Federación Noruega de Ajedrez (NSF) conocida como Sjakkforbundet
Logotipo de la Federación Noruega de Ajedrez (NSF) conocida como Sjakkforbundet

Para los críticos la federación se convertirá en un lobby además de alertar del “enorme poder” que se le otorga a la compañía en el mundo de los 64 escaques. En este sentido, en Noruega curiosamente el ajedrez no es considerado deporte por lo que no está supeditado al Consejo de Deportes que dirige Berit Kjoll, y que ya ha criticado el futuro acuerdo: “es extraño y lamentable”, añadiendo que si se firma será “decepcionante”, advirtiendo que no tendrán ninguna cooperación futura con la NSF. “Puede ser una forma de publicidad oculta para las empresas extranjeras dedicadas a juego” agregó.

No obstante, una encuesta digital de una revista de ajedrez noruega indica que tres cuartas partes de los que participaron estaban de acuerdo con la firma que quiere hacer la NSF.

Toda esta polémica puede tener repercusiones claras para el campeón mundial, Magnus Carlsen, ya que los organizadores que aspiran a que la ciudad de Stavanger sea la sede del campeonato mundial de 2020, han advertido que si se firma el acuerdo por la NSF ellos retirarán su propuesta.

Carlsen gana el Norway Chess

Magnus Carlsen durante el Altibox Norway Chess
Magnus Carlsen durante el Altibox Norway Chess

Carlsen no se ha pronunciado públicamente al respecto de la polémica federativa aunque sí lo ha hecho en el tablero. Ha ganado a falta de una jornada, el torneo disputado precisamente en Stavanger, el Altibox Norway Chess 2019.

Supone el séptimo torneo que gana desde diciembre de 2018 tras los de Lindores Abbey –disputado en una destilería de whisky en Escocia-, Abidjan en Costa de Marfil, Grenke Chess Clasic, Shamkir Chessusado para la propaganda de Azerbaiyán-, Wijk aan See en Holanda y World Blitz Chess disputado en San Petersburgo.

El torneo ha sido emitido en directo por la TV2 de Noruega y tendrá como posible consecuencia romper el techo de los 2881 puntos Elo y superar la cifra de 2900, algo único en la historia del ajedrez. Además este torneo lo ha disputado ante siete de los diez mejores clasificados en el ranking FIDE. No pierde una partida clásica desde hace casi un año, el 31 de julio de 2018 cuando lo derrotó el azerí Mamedyarov en Biel.

Se da la circunstancia que Carlsen solo había ganado una vez el Norway Chess, fue en 2016 en su tercera edición. Como novedad del torneo además tuvo el Armagedón, un tiempo adicional, un desempate para evitar tablas cuando llegan, y hacer así más atractivo el juego, se gana o se pierde. Las blancas tienen más tiempo pero en caso de seguir en tablas el triunfo es negro. En resumen, ganar de forma tradicional dos puntos y el perdedor, ninguno, si se llega al Armagedón, 1,5 puntos el ganador, 0,5 el perdedor.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Periodista. Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Autónoma de Barcelona, rama Periodismo con cursos de doctorado, estudios sobre Marruecos contemporáneo y árabe dariya. Más de 30 años de periodismo, la mayoría en prensa escrita, ha trabajado a ambas orillas del Estrecho de Gibraltar, casi 13 años en el extinto diario El Faro Información, en Algeciras, donde empezó de redactor y del que fue su último director y en Tánger dos años en un diario digital, por lo que se considera un periodista del Estrecho. Además ha participado en la mayoría de los Congresos de Periodistas del Estrecho desde el inicial en 1993 hasta 2016. Ha impartido cursos de periodismo en la Universidad Abdelmalek Essadi de Tetuán y talleres de periodismo en Tánger. Autor del guión del video 'Cervantes cruzó el Estrecho' sobre el teatro Cervantes de Tánger. Gran aficionado al ajedrez y todo lo que le rodea. Ha publicado un libro, ‘Artículos periodísticos. Apuntes para la historia de la prensa de Algeciras’.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.