Entrenadores, futbolistas y pionero en la relación con el ajedrez

Fútbol y ajedrez (VIII)

El fichaje de Quique Setién como entrenador del Barcelona ha vuelto a recordar su pasión por el ajedrez, del que es más que aficionado, vinculando ambos deportes. Toda la prensa internacional se ha hecho eco de este hecho, desde L’ Equipe hasta Corriere della Sera.

Quique Setién jugando al ajedrez en Las Palmas
Quique Setién jugando al ajedrez en Las Palmas

Ya se ha escrito de su trayectoria ajedrecística. Curiosamente, en la localidad donde Setién más se implicó fue Lugo, aunque también disputó partidas en su estancia en Las Palmas y Sevilla.

El actual entrenador del Barça tiene un Elo 2055 y los medios han recordado su enfrentamiento en unas simultáneas en Barcelona con el excampeón Vladimir Kramnik en 2002, que perdió pero actuó muy correctamente con una apertura italiana. En 2018, cuando entrenaba al Betis, disputaba partidas con su presidente, Ángel Haro y perdieron ambos en unas simultáneas ante el gran maestro español ‘El Niño’ David Antón –ha ganado en el reciente torneo Tata Steel Challengers en Holanda–.

Se da la circunstancia de que el entrenador al que da el relevo, Ernesto Valverde, también acudió como espectador a torneos de ajedrez y sus jugadores recibieron alguna charla al respecto cuando dirigió al Athletic de Bilbao, en su etapa de 2013 a 2017.

Pero el caso de Setién no es el único de futbolista y luego entrenador amante del ajedrez. Ya citamos el caso del alemán Félix Magath, pero merece la pena detenerse en otro muy destacado.

Ardiles en la actualidad juega en Córdoba, Argentina
Ardiles en la actualidad juega en Córdoba, Argentina

Se trata del histórico jugador argentino Osvaldo Ardiles, ahora con 67 años, quien fue definido como ‘un jugador de ajedrez puesto en un campo de fútbol’. Como futbolista fue campeón del mundo con Argentina en 1978, participó en el Mundial de España 1982, defendiendo la albiceleste en 65 ocasiones, desde 1975 a 1982.

Además, participó en la conocida película dirigida por John Houston ‘Evasión o victoria’, de 1981, junto a futbolistas como Pelé, Bobby Moore (1941-1993), Kazimiers Deyna (1947-1989) y los actores Michael Caine y Sylvester Stallone.

Fuera del campo de juego sus pasiones son el golf –elige Marbella como su mejor campo– y, sobre todo, el ajedrez. Cuando estaba lesionado en el Tottenham ya jugaba y posteriormente solía realizar partidas por correspondencia, cuya resolución le demandaba meses. Muchos lo consideran un experto en el noble juego, destacando su habilidad analítica.

Su debú fue en Instituto Atlético Central de Córdoba, donde coincidió con Kempes. Pero donde jugó más fue en Inglaterra, con el Tottenham Hotspur, con el que disputó 238 encuentros en dos etapas: de 1978-1982 donde ganó dos FA Cup, la FA Community Shield, semifinalista de la Recopa 1982 y cuarto en la liga inglesa y volvió, tras la guerra de las Malvinas, de 1983-1988. En 1984 ganó la Copa de la UEFA y en 1986 le dieron un partido homenaje en el que participó Maradona. Es embajador del club, del que fue su entrenador en 1993-94 y figura en el Salón de la Fama del club.

El 3 de abril de 1982, un día después de la conquista argentina de las Malvinas, el Tottenham se enfrentó al Leicester en la semifinal de la FA Cup. Antes nunca lo habían abucheado. Ese día, los hinchas del Leicester le abuchearon mientras gritaban «England, England» cada vez que tocaba el balón. Los seguidores de los Spurs presentes en el estadio, respondían con aplausos «Argentina, Argentina…». Hubo una pancarta que decía: “Argentina puede quedarse con las Falklands, nosotros nos quedamos con Ossie” (como era conocido en Inglaterra).

Entonces se marchó a la concentración de la selección albiceleste para el Mundial de España, allí jugaban al ajedrez el seleccionador Menotti y también Passarella. «No puedo jugar en un país que está en guerra con el mío. Lo que está pasando es horrible. Soy argentino y apoyo a Argentina, que es mi pueblo. Vivo en Inglaterra y mi familia también, pero sólo puedo decir que las Malvinas son argentinas», declaró Ardiles.

La guerra le golpearía de forma definitiva cuando su primo José Leónidas Ardiles, teniente de la Fuerza Aérea Argentina, falleció tras ser abatido por un avión inglés. Fue el primer piloto argentino caído en la guerra. Curiosamente, las Malvinas también le pudieron costar a él la vida, ya que en 2014 visitó las islas y sufrió un accidente automovilístico.

Como entrenador dirigió en Inglaterra (además del Tottenham, Blackburn Rovers, Swindon Town, Newcastle United y West Bromwich) México, Argentina (Huracán y Racing), Croacia, Paraguay, Israel y Japón.

Actualmente vive en Inglaterra pero con estancias en Argentina, en especial en Córdoba, de donde es natural y donde sigue jugando al ajedrez en locales, como en un bar de la calle Viamonte.

‘Pitón’, para los argentinos, ‘Ossie’ para los británicos, ‘Lalo’ en su casa, ‘Lalito’ para su madre, habla claro también en otros terrenos: «La dictadura posiblemente fue el gobierno más vicioso que tuvimos en Argentina en toda nuestra historia, la etapa más sucia y más violenta» y sobre disputar la final de la Champions League del año pasado 2019 ante el Liverpool en Azerbaiyán, «es una vergüenza que la UEFA se lleve una final a Azerbaiyán, juegue quien juegue. Un auténtico despropósito».

Histórica foto de 1932. Encuentro de ajedrecistas. Charles Wreford-Brown, arriba de pie es el cuarto desde la izquierda, con bigote. Se observa, entre otros, a Alekhine a su lado la campeona femenina, Vera Menchik, abajo tumbado Sultan Khan.
Histórica foto de 1932. Encuentro de ajedrecistas. Charles Wreford-Brown, arriba de pie es el cuarto desde la izquierda, con bigote. Se observa, entre otros, a Alekhine a su lado la campeona femenina, Vera Menchik, abajo tumbado Sultan Khan.

Futbolistas-ajedrecistas

Charles Wreford-Brown con la camiseta de la selección inglesa
Charles Wreford-Brown con la camiseta de la selección inglesa

Conviene recordar para demostrar la larga relación entre fútbol y ajedrez a su pionero, Charles Wreford Brown (1866-1951) al que se le atribuye la invención de la palabra fútbol para diferenciarlo del rugby (tomó una sílaba del nombre asociación de fútbol, soc y le añadió cer, creó el término soccer, fútbol). Fue capitán de la selección de fútbol inglesa en 1894 y 1895. También jugaba al cricket.

Pero asimismo fue un entusiasta jugador de ajedrez, que acudió a la Olimpiada de Ajedrez no oficial de 1924 en París –solo fueron tres británicos- donde se creó oficialmente la federación internacional, FIDE. Todavía se conservan quince de sus partidas disputadas entre 1918 y 1929, entre ellas las que perdió ante José Raúl Capablanca (1888-1942), hizo tablas con el entonces campeón mundial Alexander Alekhine (1892-1946) y ganó a Sultan Khan (1905-1966).

También participó en el Campeonato británico de ajedrez de 1933 que reunió a los doce mejores jugadores aunque lo dejó después de dos rondas por una enfermedad. En una gira en Nueva Zelanda en 1937 disputó unas simultáneas en Auckland, ganando once, empatando tres y perdiendo solo una.

También citar otros casos más actuales de futbolistas-ajedrecistas. El rumano Bela Soos (1930-2007) jugó en el Dinamo de Bucarest pero luego se dedicó al ajedrez, se exilió en Alemania en los años 70, llegó a tener el título de maestro internacional alcanzando un Elo de 2440

Vlastimil Jansa, de 77 años, gran maestro internacional checo desde 1974, tres veces campeón de Checoslovaquia (1964, 1974 y 1984), país que representó en numerosas Olimpiadas. Ha ganado numerosos torneos desde el primero en 1959 hasta 1997, incluso obtuvo el título de campeón senior 2018 para mayores de 65 años.

También es conocido por ser uno de los creadores de la defensa checa Pirc (1. e4 d6 2. d4 Cf6 3.Cc3 c6). Ha sido entrenador del actual mejor jugador checo, David Navara, así como de la selección de Luxemburgo.

Pero esta biografía ajedrecística no está completa, ya que jugó en su juventud en la década de los sesenta también al fútbol, en concreto en el AFK Atlantic Lazne Bohdanec, -hoy desaparecido- llegando incluso a jugar en la categorías inferiores de la selección.

Otro caso es el de Torkil Nielsen, de 56 años, ajedrecista de las Islas Feroe con un Elo máximo de 2158. Compatibilizó fútbol y ajedrez, donde fue campeón nacional tres años, 1984, 1986 y 1988.

Fue centrocampista en su club FS Vagar de 1987 hasta 2001 e hizo el único gol en la histórica victoria de su selección ante Austria 1-0 en 1990, en partido clasificatorio para el Europeo de 1992, y marcó previamente otro gol que dio también el triunfo en un amistoso ante Canadá. Fue dieciocho veces internacional entre 1988 y 1993 disputando el primer partido oficial de su selección reconocido por la FIFA, en 1988 ante Islandia.

Se da la muy curiosa circunstancia que sus hijos han seguido el ejemplo del padre y así juegan al fútbol y al ajedrez. Rogvi su hijo mayor de veintiocho años es defensa en el EB Streymur y fue campeón nacional de ajedrez en 2012, 2015 y 2016. Su otro hijo, Hogni, de veintitrés años, también juega de defensa pero en el Vestur y se convirtió en el ajedrecista más joven en ganar el campeonato nacional, con 16 años, logrando además ganar todos sus partidas

También mencionamos en otro artículo el caso del noruego Simen Agdestein, delantero durante ocho temporadas 1984-1992 del FC Lyn Oslo. Llegó a jugar ocho partidos con su selección y dejó un símil entre ajedrez y fútbol, recordando cuando debutó ante Italia: “empatar con Karpov en 1992 fue más difícil que enfrentarse a Baresi”, en alusión al defensa italiano.

Gran maestro del ajedrez desde los dieciocho años, siete veces campeón nacional, compatibilizó las dos actividades y fue el exentrenador del actual campeón mundial, Magnus Carlsen.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Periodista. Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Autónoma de Barcelona, rama Periodismo con cursos de doctorado, estudios sobre Marruecos contemporáneo y árabe dariya. Más de 30 años de periodismo, la mayoría en prensa escrita, ha trabajado a ambas orillas del Estrecho de Gibraltar, casi 13 años en el extinto diario El Faro Información, en Algeciras, donde empezó de redactor y del que fue su último director y en Tánger dos años en un diario digital, por lo que se considera un periodista del Estrecho. Además ha participado en la mayoría de los Congresos de Periodistas del Estrecho desde el inicial en 1993 hasta 2019. Ha impartido cursos de periodismo en la Universidad Abdelmalek Essadi de Tetuán y talleres de periodismo en Tánger. Autor del guión del video 'Cervantes cruzó el Estrecho' sobre el teatro Cervantes de Tánger. Gran aficionado al ajedrez y todo lo que le rodea. Ha publicado un libro, ‘Artículos periodísticos. Apuntes para la historia de la prensa de Algeciras’.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.