Inicio / BLOGS / Festival del Cante de las Minas 2018: Alfredo Tejada en lo hondo de la Mina

Festival del Cante de las Minas 2018: Alfredo Tejada en lo hondo de la Mina

Mereció sin duda la Lámpara Minera 2017, pues fue de lejos el mejor cantaor que se presentaba al concurso. En realidad, Alfredo Tejada, cantaor de Granada, arrasó con premios en la pasada edición del Festival Internacional del Cante de las Minas de la Unión.

En esta edición de 2018 le ha tocado la gala más especial, por tener lugar en el espacio más representativo de una ciudad que fue minera. En lo hondo de la mina Agrupa Vicenta, dicen que es la visitable más grande de Europa. Hay que caminar más de cinco minutos desde la boca de la mina hasta llegar a una profunda semi rotonda con abovedado natural. Ahí se instala un pequeño tablao que se rodea de sillas. Por supuesto, el aforo es limitado.

Alfredo Tejada
Alfredo Tejada

Hace un frío húmedo que se cuela hasta los huesos a través de la piel, que se impregna de humedad pegajosa y que conecta más que con el concierto, con las vidas de aquellos mineros que sufrían lo indecible en condiciones más que precarias en el trabajo. con jornales miserables; eran realmente esclavos, adultos y niños, a partir de ¡cuatro años!

Alfredo Tejada, acompañado a la guitarra por Antonio Muñoz, artista unionense hijo de la gran Encarnación Fernández, doble Lámpara Minera allá por los años ochenta del siglo pasado, ayuda a borrar esa imagen del pasado con sus cantes, a excepción de con el primero, que es una Minera. Porque en ese entorno y con esa Minera, sumerge de lleno en el sufrimiento minero, con los melismas de su voz impregnada de sentimiento, con las expresiones de su cara acompañándose de brazos y manos como acariciando la voz para enfatizar lo que dice su rostro. El toque contenido de la guitarra lleva a la tristeza. Entre los dos hacen sentir tanto desesperanza como resignación angustiosa.

Y él es muy consciente de lo que transmite con esa Minera en ese lugar, porque en cuanto acaba dice, “nos vamos a Cái”, en otras palabras, nos vamos a la alegría de vivir, aunque estemos encerrados aquí. Nos olvidamos de las “fatiguitas” de la mina.

Y empieza por una serie de Cantiñas, a las que da comienzo con ese “titititran tran tran” que es un tren a la alegría. Tengo la suerte de estar a pie de tablao, a menos de tres metros de los artistas, lo que me permite disfrutar de cada expresión, de cada matiz de voz, de los dúos de compás con los pies y del conjunto de todo ello. Dedica letras a la Perla de Cádiz, a la Niña de la Puebla y otros maestros del cante gaditano. Alfredo tiene una voz flamenca preciosa, llena de metales claros. Es un deleite escucharle.

Sigue por Malagueñas de grandes cantaores del pasado, de menos a más reciente: del Canario, de Felipe el Mellizo, de Manolo Caracol. Hacen estremecer sus sostenidos increíbles, con espiraciones interminables, sin ahogarse. Pero también hacen estremecer algunas de sus letras, como esa que habla del entierro de una madre y ahí los fondos a los que llega con su voz rematan un final grandioso por este palo.

Volvemos a Cádiz, ahora por tangos, plagados de letras populares, iniciadas por lereles, El Gurugú, Barrio de Santa María, el más flamenco de Cádiz. Y de los tangos a las alegrías, con una “Tani mi Tani” para ponerse a bailar.

Ya terminando el recital, para el cante para decir al público: “he dado la vuelta al mundo cuatro o cinco veces, pero es aquí, en el Festival del Cante de las Minas, donde encuentro mi lugar especial, diferente, un lugar donde me encuentro en casa, ‘agustísimo’”.

¿Cómo podía terminar este concierto sino por fandangos? Pues por fandangos y de pie, cantaor y guitarrista, empezando por un “oléeeeeeeeeeeeeeeee” arrastradísimo, (otra vez nos deja sin respiración) remata con esa letra tan auténtica: soy el más rico del mundo / aunque no tengo caudales / pero tengo el cariño más profundo!…

Grandioso final.

Subscribe to our mailing list

* indicates required

Sobre Teresa Fernandez Herrera

Algunas cosas que he aprendido a lo largo de mi vida. Soy Licenciada en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid, master en Psicología del Deporte por la UAM, diplomada en Empresas y Actividades Turísticas, conocedora de la Filosofía Védica. Responsable de Comunicación y Medios en Madrid de la ONG Internacional con base en India, Abrazando al Mundo. Miembro de la British Association of Freelance Writers. Certificada en Diseño de Permacultura. Trainer de Dragon Dreaming, metodología holística para el crecimiento personal, grupal y comunitario en el amor a la Tierra. Colaboradora en Periodistas-es y en las revistas Natural, Verdemente, The Ecologist para España y América Latina. Profesora de inglés avanzado.

Ver también

Incremento del consumo de tabaco y cannabis en España

Uno de cada diez españoles ha fumado cannabis a lo largo de su vida lo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.