Comisión Federal de Comunicaciones de EEUU garantiza la neutralidad de Internet

La Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos (FCC, por sus siglas en inglés) votó este jueves 26 de febrero para aprobar una propuesta que pretende asegurar que todo el tráfico de internet sea tratado de manera equitativa, informa Andes.

En defensa de la neutralidad de la red. ANDES / BBC

 

La propuesta, presentada por el presidente de la entidad, Tom Wheeler, fue aprobada por 3 votos contra 2 y regulará internet como si se tratara de un servicio público como el agua o la luz.

Asimismo, las nuevas reglas prohíben que los proveedores de internet bloqueen o alteren la velocidad del tráfico para quienes puedan y quieran pagar por una línea preferencial de contenido.

La votación se produce tras un extenso debate sobre el tema, que incluso llevó a que la FCC recibiera unos 4 millones de comentarios públicos.

El gobierno de EEUU quiere que todos los datos sean tratados por igual y evitar que existan clientes de primera clase, sin áreas exclusivas para quienes puedan permitírselo.

Esto último es un principio que se conoce como «neutralidad de la red» y, al defenderlo, el presidente Barack Obama busca que internet sea tratado como un servicio público parecido a la electricidad o a la telefonía, señala la BBC.

El tema se venía discutiendo desde hace años, pero este mes tuvo un nuevo capítulo desde que Tom Wheeler propuso expandir el poder del gobierno para supervisar a los proveedores.

En un artículo de opinión en la revista especializada Wired, Wheeler argumentó sobre la necesidad de establecer nuevas reglas que prohíban a las compañías bloquear o ralentizar el flujo de datos.

Como Obama, Wheeler también propuso reclasificar a los proveedores de internet de tal manera que se parezcan a otros servicios públicos y puedan ser regulados por el gobierno.

«Si internet se reclasifica como un servicio público, los funcionarios federales podrán asegurar que los proveedores no bloqueen, ralenticen o cobren en línea», le dice a BBC Mundo Valarie Kaur, del Centro para Internet y la Sociedad de la facultad de Derecho de la Universidad de Stanford.

«Esta aproximación protege a internet como un campo de juego equitativo donde las personas pueden crear, conectarse, organizar y contar sus historias en línea», agrega Kaur, cofundadora de Faithful Internet, un proyecto para mantener internet abierto.

Pero los proveedores de internet creen que internet hoy es una entidad muy diferente a la de esas primeras épocas en las que se creó el principio de neutralidad.

Hoy hay millones de personas alrededor del mundo con capacidad de ver videos en sus dispositivos móviles o transferir grandes cantidades de datos.

Transmitir esos datos vale dinero y los proveedores argumentan que los costos no deberían recaer sólo sobre ellos y que son infundados los argumentos de que bloquearían contenido o degradarían el funcionamiento de la red.

Esto se suma a ciertas objeciones políticas en el Congreso, donde el tema también se ha debatido. Republicanos influyentes como el senador Ted Cruz han argumentado que esto pondría al gobierno «a cargo de determinar los precios de internet, los términos de servicio y qué tipo de productos y servicios pueden ser ofrecidos».

Además, los proveedores parecen estar preocupados por la regulación a la que estarían sujetos si se reclasifican sus actividades.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Los editores de Periodistas en Español valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir y hacer cumplir las normas deontológicas que deben suscribir todos los colaboradores.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.