España empieza a conquistar la carrera del coche eléctrico

Poco a poco en España los coches eléctricos son más utilizados y empiezan a ser la primera opción para muchas familias a la hora de comprar un vehículo. A pesar de que se siguen vendiendo más los coches de gasolina o diésel, las ventas del coche eléctrico subieron un 64 por ciento en 2019 en nuestro país. Esto ha dado lugar a que los puntos de carga en España aumenten considerablemente.

vehículo eléctrico recarga

Motivos del aumento de las ventas en España

Uno de los principales motivos por el cual han aumentado las ventas de este tipo de vehículos en nuestro país ha sido la concienciación sobre el cuidado del medioambiente, ya que estos coches no requieren de combustible como gasolina o diésel y, por lo tanto, no contaminan. Cada vez estamos más mentalizados sobre la importancia de cuidar nuestro planeta y esto se ha notado a la hora de elegir qué coche comprar.

Otro de los motivos, bastante importante para mucha gente, es el ahorro económico que suponen las cargas en los puntos destinados a la recarga de energía eléctrica frente a las gasolineras con combustibles muy costosos.

Puntos de carga eléctrica

En la actualidad, hay numerosas electrolineras en España. En concreto, existen 2900 puntos de carga eléctrica disponibles de cara al público, pero muchas personas optan por instalar uno en su propia casa para poder contar con la energía cuando lo necesiten.

Suelen tener un coste de entre 500 y 600 euros por el producto en sí, a lo que habría que añadirle la instalación.

Cargar un coche eléctrico

En cuanto a la carga, existen diferentes tipos en función de los amperios y de ello va a depender también el tiempo que requiere recargar tu vehículo. Hay varios tipos de recarga en función de la potencia y, en consecuencia, de la velocidad que se tarda en poner el coche a punto: convencional, semirrápida y rápida.

¿Cuánto se tarda?

El tiempo en el que vamos a tener cargada la batería de nuestro coche va a depender, principalmente, del tipo de carga que escojamos. Si utilizamos la carga convencional o, lo que es lo mismo, a través de un enchufe doméstico, necesitaremos unas ocho horas para que las baterías estén totalmente cargadas. En la recarga semirrápida tardaremos más o menos la mitad, es decir, cuatro horas aproximadamente y, por último, en la carga rápida en algo más de treinta minutos podríamos cargarlo, ya que este último tipo tiene una potencia muy alta.

¿Cuál es su coste?

Si hablamos del coste, la carga con energía eléctrica de un automóvil convencional (turismo) suele costar 1,50 € cada 100 km más o menos. Si lo comparamos con un vehículo del mismo tamaño, pero con depósito diesel, el precio subiría bastante, ya que los mismos kilómetros de conducción nos pueden costar unos 7 €.

En España, cada vez con más frecuencia se están viendo por las calles coches eléctricos y, en consecuencia, puntos de carga de energía eléctrica. Con ellos conseguimos cuidar nuestro planeta, evitando la contaminación, además de ahorrar mucho dinero en combustible.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Los editores de Periodistas en Español valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir y hacer cumplir las normas deontológicas que deben suscribir todos los colaboradores.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.