Gilets jaunes y gilets rouges, primera tentativa de convergencia

Dos franceses de cada tres sostienen a los gilets jaunes

0
71

El acto XII de la protesta de los gilets jaunes en Francia estuvo marcado el sábado 2 de febrero de 2019 por una fuerte movilización, prácticamente igual a la de la semana anterior, pero esta vez centrada en la denuncia de la violencia policial y de la represión, que ha provocado decenas de heridos graves y de mutilados.

Servicio orden en la manifestación conjunta entre gilets jaunes y sindicatos el 2 de febrero de 2019
Servicio orden en la manifestación conjunta entre gilets jaunes y sindicatos el 2 de febrero de 2019
gilets jaunes Macron ladrón
Un manifestante de los gilets jaunes reclama por su pensión al presidente Macron

No obstante las denuncias repetidas de abogados, de organizaciones de defensa de derechos humanos y de los testimonios de los heridos en la prensa y en las redes sociales, el Gobierno y su ministro del interior persisten en minimizar la dimensión y las consecuencias de tan brutal violencia. El Consejo de Estado ha dado luz verde así mismo al uso por la policía antidisturbios del flashball y de granadas explosivas, de probada  peligrosidad.

Asistimos así en Francia a una evidente banalización de la violencia policial que cada sábado se ejerce contra los gilets jaunes, aun cuando las manifestaciones han sido declaradas y autorizadas. La más mínima provocación, generalmente en el momento de la disolución de la manifestación, da lugar a una respuesta policial tan violenta como desmesurada.

Entre tanto los diputados de la mayoría macronista (LREM) han aprobado en primera lectura la ley “anticasseurs”, la ley más liberticida que nunca antes se había votado en la historia de la Quinta república.

El presidente Emmanuel Macron, prosigue su “debate nacional” o especie de precampaña electoral, con un público bien seleccionado por su moderación y con una calculada  difusión televisiva, evitando hablar de temas tan importantes como el impuesto sobre la fortuna, el aumento del salario mínimo reclamado por los gilets jaunes, o de los privilegios de una minoría y de las enormes desigualdades sociales que se acentúan cada día entre los beneficios del CAC 40 y la vida cotidiana de los franceses.

sindicato FO huelga gilets jaunes

estudiantes huelga gilets jaunes
Estudiantes y sindicalistas apoyan una huelga conjunta con los gilets jaunes

Chalecos amarillos y rojos juntos por una vida digna

Este martes 5 de febrero estuvo marcado por la llamada a la huelga general de las confederaciones sindicales CGT y SUD, a nivel nacional, con el apoyo de algunas federaciones locales de FO. La CFDT por el contrario no se unió al movimiento. Trabajadores del sector público, estudiantes, profesores, jubilados, han participado junto a los gilets jaunes en esta jornada nacional.

En París la primera manifestación conjunta de las organizaciones sindicales y de los gilets jaunes reunió cerca de treinta mil personas. Un éxito indudable, pero relativo, pues a nivel nacional la posición de las confederaciones sindicales al comienzo en el mes de noviembre, no fue de unirse a la protesta de los gilets jaunes, desconfiando de su carácter heterogéneo, debido a la presencia minoritaria de elementos de extrema derecha.

Un indudable acercamiento se ha producido en las ultimas semanas entre una parte del movimiento de los gilets jaunes que mantiene todas sus demandas sociales, fiscales y económicas, y la base del movimiento sindical  que comparte plenamente dichas reivindicaciones, relativas a la defensa del nivel de vida de la población, frente a los beneficios e intereses de una oligarquía financiera que con su comportamiento irresponsable acentúa cada vez mas la ya evidente ruptura social.

Paris gilets jaunes 2FEB 2019
Un manifestante de los gilets jaunes expone sus reivindicaciones el 2 de febrero de 2019

Los gilets jaunes que rechazan el simulacro de debate nacional de Macron, agrupados en torno a “La France en colere”, tienen entre sus líderes a Eric Drouet o Priscilla Ludovsky, y cuentan con 300 000 seguidores en las redes sociales. Esta tendencia del movimiento aunque se declara apolítica, y rechaza toda recuperación de su lucha por los partidos políticos o los sindicatos, no es sin embargo hostil a un acercamiento con el movimiento sindical, con la organización de una huelga general en todo el país, que obligue al gobierno y a la patronal a una verdadera negociación salarial y fiscal.

El acto XIII de la protesta social de los gilets jaunes  se celebrará este sábado 9 de febrero en toda Francia. Un sondeo de opinión Yougov, publicado la víspera, indica que no obstante la campaña propagandística del jefe del Estado y sus múltiples desplazamientos, dos terceras partes de los franceses siguen apoyando hoy la protesta de los gilets jaunes.

Un 64 % de las personas consultadas lo sostienen, un 77 % lo consideran legítimo y justificado y un 52 % estiman que debe continuar.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.