Las familias chinas ya pueden tener tres hijos

El gobierno chino ha decidido suprimir el límite de dos hijos por pareja y autorizar que a partir de ahora las familias puedan tener hasta tres hijos a causa del envejecimiento de la población, según ha anunciado este lunes, 31 de mayo de 2021, la agencia oficial Nueva China.

El cambio de política ha sido aprobado este lunes  en una reunión del Politburó presidido por Xi Jinping y es el resultado de la publicación, en los primeros días de mayo, del último censo decenal del país más poblado del mundo, que ha revelado un envejecimiento de la población china más rápido de lo previsto.

En 2020, el índice de natalidad ha sido el más bajo desde la llegada del régimen comunista, en 1949.

El año 2020, marcado por la epidemia de Covid, el número de nacimientos fue de doce millones, frente a los más de catorce millones de 2019.

Después de tres décadas de «política del hijo único», en 2016 el gobierno autorizó a las parejas a tener un segundo hijo, una medida que como vemos no ha conseguido hacer que aumentara el índice de natalidad.

El año pasado, en China había 264 millones de personas con más de sesenta años, lo que representaba el 18,7 por ciento del total de sus habitantes y un aumento de cinco puntos y medio en relación con el censo de 2010.

Según informaciones oficiales, las causas de la baja natalidad son múltiples: los jóvenes chinos se casan menos, el precio de la vivienda y la educación son muy elevados, y el hecho de que las mujeres retrasen el momento de ser madres porque ahora prefieren dar prioridad a su carrera profesional, entre otras.

Para apoyar a las familias que decidan tener un tercer hijo, el autoritario gobierno chino ofrece toda una panoplia de subvenciones: seguro de maternidad, reformas fiscales, protección de las trabajadoras, rebajas en los gastos de pediatría y educación, etc. …

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Periodista, libertaria, atea y sentimental. Llevo más de medio siglo trabajando en prensa escrita, RNE y TVE; ahora en publicaciones digitales. He sido redactora, corresponsal, enviada especial, guionista, presentadora y hasta ahora, la única mujer que había dirigido un diario de ámbito nacional (Liberación). En lo que se está dando en llamar “los otros protagonistas de la transición” (que se materializará en un congreso en febrero de 2017), es un honor haber participado en el equipo de la revista B.I.C.I.C.L.E.T.A (Boletín informativo del colectivo internacionalista de comunicaciones libertarias y ecologistas de trabajadores anarcosindicalistas). Cenetista, Socia fundadora de la Unió de Periodistes del País Valencià, que presidí hasta 1984, y Socia Honoraria de Reporteros sin Fronteras.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.