Manal AlDowaya: Watch Before You Fall

La galerista Sabrina Amrani ha inaugurado un nuevo espacio en la calle Sallaberry (Carabanchel), segundo local expositivo que esta mujer emprendedora abre en Madrid después del de la Calle Madera, que tanta obra original ha traído a la capital de España de la mano de artistas asiáticos jóvenes.

manal

Ahora, ya consolidada su andadura madrileña como galerista, era de esperar que en este nuevo espacio Amrani ofreciera novedades en cuanto a dimensiones y formato, y así es, esta vez lo ha hecho a lo grande.

De entrada discreta, lo que le espera al visitante que llegue al local es una espaciosísima nave de altura y blancura deslumbrantes que podría ampliamente alojar un teatro. Nada mejor para inaugurarlo que la obra Watch Before You Fall (Mira antes de caer) de la artista saudí Manal AlDowaya, cuyo trabajo exige de este formato para ser contemplado en toda su luminosidad: con sus ocres del desierto, sus tejidos naturales y la brillantez de los diseños a los que se ha unido la artista española Alaia, especialista en textiles y autora de esos pendones coronados con palmeras e incrustados de papiros que ondean clavados en techo y paredes, pues las formas desarrolladas para esta colección por Manal AlDowayan están destinadas a iniciar un diálogo interno y externo sobre el papel de las mujeres en el contexto de la religión, la política y los medios de comunicación.

Con estos elementos, la blanquísima sala se llena de tótems curativos que alteran las percepciones y corrigen la memoria mediante la fragmentación de los símbolos opresivos y su posterior reconstrucción, y con ellos la artista saudí observa el simbolismo presente en los libros escritos sobre los cuerpos de las mujeres.

manal

Manal AlDowayan, experta en instalaciones a gran escala, acaba de terminar su master en Londres, y aborda de este modo la invisibilidad y el estatus de las mujeres en Arabia Saudita.

  • Salaberry 52. Metro Urgel
    Del 12 de Enero al 30 de marzo de 2019 (30:03:2019)

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Doctor en Filología por la Complutense, me licencié en la Universidad de Oviedo, donde profesores como Alarcos, Clavería, Caso o Cachero me marcaron más de lo que entonces pensé. Inolvidables fueron los que antes tuve en el antiguo Instituto Femenino "Juan del Enzina" de León: siempre que cruzo la Plaza de Santo Martino me vuelven los recuerdos. Pero sobre todos ellos está Angelines Herrero, mi maestra de primaria, que se fijó en mí con devoción. Tengo buen oído para los idiomas y para la música, también para la escritura, de ahí que a veces me guíe más por el sonido que por el significado de las palabras. Mi director de tesis fue Álvaro Porto Dapena, a quien debo el sentido del orden que yo pueda tener al estructurar un texto. Escribir me cuesta y me pone en forma, en tanto que leer a los maestros me incita a afilar mi estilo. Me van los clásicos, los románticos y los barrocos. Y de la Edad Media, hasta la Inquisición.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.