Naciones Unidas condena la muerte de civiles en la estación de Kramatorsk

Naciones Unidas ha condenado un ataque con misiles contra la estación de tren de Kramatorsk, en el este de Ucrania, que mató a decenas de civiles, entre ellos, niños, en un comunicaado en el que el secretario general de la ONU, António Guterres, recuerda que los ataques contra civiles, hospitales e infraestructura civil representan una violación del derecho internacional.

Lyuba, con su hijo de dos meses en brazos, espera sentada en una estación de tren en Uzhhorod, tras haber huir del conflicto en Ucrania. @ Unicef | Olena Hrom
Lyuba, con su hijo de dos meses en brazos, espera sentada en una estación de tren en Uzhhorod, tras haber huir del conflicto en Ucrania. @ Unicef | Olena Hrom

En el comunicado, Guterres señala a «todas las partes sus obligaciones en virtud del derecho internacional de proteger a los civiles, y la urgencia de acordar un alto el fuego humanitario para permitir la evacuación segura y el acceso humanitario a las poblaciones atrapadas en el conflicto», y reitera su llamamiento para que ponga fin de inmediato a «esta guerra brutal».

En una declaración anterior, el coordinador de la ONU para la Crisis de Ucrania, Amin Awad, dijo el viernes 8 de abril 2022 que muchas personas habían sufrido heridas terribles en la estación de tren y que era probable que aumentara el número de muertes.

Asalto a los más vulnerables

«Durante los últimos dos días se informó ampliamente que la estación y el área circundante estaban llenas de civiles que intentaban huir de las crecientes hostilidades», señalaba Awad en el comunicado, en el que se declara «extremadamente perturbados por los informes de niños, mujeres, ancianos y personas con discapacidad, las personas más vulnerables en el área de Kramatorsk, que se vieron atrapados en este ataque».

Awad sostuvo que el uso de armas explosivas, «con amplio impacto en áreas pobladas es una clara violación del derecho internacional humanitario. Las fuerzas militares de cualquier conflicto no deben llevar a cabo ataques contra civiles e infraestructura civil. Deben hacer todo lo posible para proteger a los civiles».

El representante del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia en Ucrania, Murat Sahin, destacó por su parte que la estación de tren había sido la principal ruta de salida para miles de familias que evacuaban de la zona de Donetsk, región «que ha sufrido algunas de las peores destrucciones de la guerra», hacia áreas relativamente más seguras en Ucrania.

Un equipo de UNICEF estaba entregando suministros vitales al departamento de salud de la región, a un kilómetro de la estación de tren cuando ocurrió el ataque.

Necesidad urgente de alto el fuego

Las agencias humanitarias de la ONU señalan que se necesita con urgencia un alto el fuego local a medida que el conflicto se traslada a las regiones orientales tras la retirada de Rusia del área alrededor de la capital, Kyev.

Seis semanas después de la invasión rusa, se cree que miles de civiles siguen atrapados en la ciudad portuaria sureña de Mariúpol, donde han sufrido semanas de grandes bombardeos.

Sin embargo, no hay aún un acuerdo de tregua entre las fuerzas rusas y ucranianas para permitirles escapar de forma segura, en medio de los continuos esfuerzos de mediación del responsable de la ayuda de emergencia de la ONU, Martin Griffiths.

«Es importante lograr que las partes acuerden ceses del fuego localizados», dijo Jens Laerke, de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de las Naciones Unidas (OCHA). «Es de la máxima prioridad lograr el silenciamiento de las armas en las ciudades donde los ciudadanos están atrapados, siendo Mariúpol las más afectada».

Se trata de permitirles llegar a un lugar seguro, a un lugar de su elección. También se trata de posibilitar que entre la ayuda humanitaria.

El éxodo continúa

Desde que comenzó la guerra el 24 de febrero 2022, más de cuatro millones de personas han huido de Ucrania, según la Agencia de la ONU para los Refugiados.

«La guerra en Ucrania ha desencadenado una de las crisis humanitarias y de desplazamiento de más rápido crecimiento de la historia», indicó su portavoz Matthew Saltmarsh. «En seis semanas, más de 4,3 millones de personas han huido del país, mientras que otros 7,1 millones están desplazadas internamente».

Dentro de Ucrania, se han distribuido artículos básicos de socorro a los centros de recepción establecidos por las autoridades locales, pero la entrega de ayuda a las áreas de lucha activa «sigue siendo un desafío», explicó Saltmarsh.

Ataques a centros sanitarios

La ONU sigue seriamente preocupada por los continuos ataques a la atención médica dentro de Ucrania. La Organización Mundial de la Salud verificó que se han producido más de cien ataques a centros sanitarios desde el inicio de la guerra el 24 de febrero.

«Los ataques hasta el momento se han cobrado 73 vidas y 51 personas resultaron heridas», dijo su potavoz Fadela Chaib.

De los 103 ataques hasta la fecha, 89 han impactado instalaciones sanitarias y trece han afectado el transporte, incluidas las ambulancias.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Los editores de Periodistas en Español valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir y hacer cumplir las normas deontológicas que deben suscribir todos los colaboradores.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.