Natalia Erice rinde homenaje a la fantasía en Ring, Ring, cuénteme

La obra de teatro Ring, ring, cuénteme es un homenaje a los grandes cuentistas que en el mundo ha habido, y muy en particular a Gianni Rodari en sus «Cuentos por teléfono».

Natalia Erice en Ring, ring. Cuénteme
Natalia Erice en una escena de ‘Ring, ring. Cuénteme’

Con unos cuantos cuentos sencillos y de fácil comprensión, capaces de resistir el tiempo a través de las nuevas tecnologías, la actriz Natalia Erice pone alas a la fantasía y recrea en el escenario de La Mirador, bajo la dirección de Ana Jota López, una obrita encantadora en la que no falta ni sobra nada.

Bueno, sí, sobraba alguien haciendo fotos allá atrás y cuchicheando, adiós cuarta pared. Sin esto, hubiera sido una tarde perfecta, porque la función estuvo muy bien narrada, con la voz como principal protagonista, y con el atrezzo de Natalia con solo un traje y sólo le hizo falta despojarse del abrigo. A veces también del sombrero.

Ella sola en escena, apoyándose en muñecos diminutos que va sacando de un chifonier, y sobre todo en un teléfono (un artefacto de aquellos negros, colgado en la pared), da vida (a veces con la participación activa de los niños), a una serie de personajes de hombres, mujeres, niños, muñecos y muñecas, narices, bolas de mantequilla, cubitos de hielo… recreando una fábula encadenada (a la manera de «Las mil y una noches» pero con tan solo una hora de extensión).

Una duración justa para llegar a buen puerto con todos los asistentes (niños en su mayoría) en el máximo interés.

Porque la señora Bianchi, fotógrafa y viajera sin descanso en busca del mítico ‘País de los Felices’, nunca se cansa, pero ha de volver a casa, donde la espera su hijita, Paoletta, amante de los cuentos y los sueños, aunque sea contados por teléfono. Así, de su mano, descubriremos cómo la ficción puede disolver distancias y la imaginación revelarnos mundos extraordinarios tan próximos como olvidados.

  • Recomendado para niñas y niños de entre 6 y 99 años
  • Dirección: Ana Jota López
  • Reparto: Natalia Erice
  • Producción: Trastapillada Teatro
  • Dramaturgia: Ángel Martín Rizaldos sobre Gianni Rodari
  • Diseño de Iluminación: Pilar Velasco
  • Objetos y escenografía: Ana Montes y Sara López
  • Diseño Cartel: Virginia G. Casilda
  • Espacio: Sala Mirador (Dr. Fourquet 31, Madrid). Todos los sábados hasta el 18 de abril
  • Fecha de función comentada: sábado 22 de febrero a las 17 horas

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Doctor en Filología por la Complutense, me licencié en la Universidad de Oviedo, donde profesores como Alarcos, Clavería, Caso o Cachero me marcaron más de lo que entonces pensé. Inolvidables fueron los que antes tuve en el antiguo Instituto Femenino "Juan del Enzina" de León: siempre que cruzo la Plaza de Santo Martino me vuelven los recuerdos. Pero sobre todos ellos está Angelines Herrero, mi maestra de primaria, que se fijó en mí con devoción. Tengo buen oído para los idiomas y para la música, también para la escritura, de ahí que a veces me guíe más por el sonido que por el significado de las palabras. Mi director de tesis fue Álvaro Porto Dapena, a quien debo el sentido del orden que yo pueda tener al estructurar un texto. Escribir me cuesta y me pone en forma, en tanto que leer a los maestros me incita a afilar mi estilo. Me van los clásicos, los románticos y los barrocos. Y de la Edad Media, hasta la Inquisición.

2 Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.