So long, Leonard Cohen

Leonard Cohen, el único en el universo de los poetas cantores del pop rock  que podría haber competido con Bob Dylan para el Nobel de Literatura por su bagaje literario, e incluso haberle ganado, el poeta melancólico y símbolo de una generación post-sesenta y ocho que creció acunada por su voz grave, fallecido en noviembre de 2016, no consiguió en vida un estridente éxito comercial, que tampoco buscó,  mientras que sus canciones, mezcla siempre de espiritualidad,  sexualidad y happening beatnik,  han sido versionadas por intérpretes de todo tipo y diferentes estilos. 

Xulio Formoso: Leonard Cohen
Puedes encargar un póster de este dibujo de Xulio Formoso a [email protected]

 

 

Hace apenas unos días, el universo musical aplaudía toda la tristeza y la belleza que  emanaba del último álbum de Cohen,  “You Want It Darker”, como si el artista de 82 años sintiera que estaba acercándose al último aliento, como casi recitaba en “Hineni, Hineni/ I’m ready, my Lord” (“Aquí estoy, aquí estoy/ estoy dispuesto, Señor”).

Aquí van, en una selección muy subjetiva por supuesto, diez de las mejores canciones compuestas por Leonard Cohen (el orden no significa nada más que la forma en que me han ido apareciendo en la memoria, también selectiva por supuesto). Hay otras muchas composiciones del canadiense más famoso que pueden disputar a éstas el título de ser “las mejores”.

1-Suzanne

Uno de los títulos más célebres del cantautor canadiense. Figura en su primer álbum, Songs of Leonard Cohen, publicado en 1967. Cohen, entonces, quería hacer una música con arreglos muy minimalistas; su productor, John Simon, quería añadir cuerdas y coros. El desacuerdo no impidió que el álbum fuera objeto de culto. Palabras con regusto místico alimentadas por su fascinación por la religión, arpegios en guitarra española, una voz femenina evanescente y la de Leonard Cohen, ya sepulcral, que canta palabras amorosas. Suzanne, que fue la revelación de Cohen, evoca a Cristo, ese marino que caminaba sobre las aguas. Dos años más tarde, la versión de Nina Simone, y después las de Anna-Frid Lyngstad, una de las componentes de Abba, y Judy Collins pasearon  la canción de Cohen por los cinco continentes.

Yo estaba en la Isla de Wight cuando, en el verano de 1971, un treintañero Leonard Cohen cantó Suzanne, guitarra en mano. Suzanne se escucha en la película “Breaking the Waves”, del realizador danés Lars von Trier.

2-Avalanche

En 1971 Leonard Cohen publica Songs of Love and Hate, registrado en Nashville y arreglado en Londres. Avalanche, adaptado de un poema, es uno de los temas más conocidos. Después,  Nick Cave and the Bad Seeds lo incluyeron en el álbum From Her to Eternity.  Avalanche se escucha en la película “El agua fría”, del cineasta francés Olivier Assayas.

3-Hallelujah

Probablemente el tema de Leonard Cohen más conocido por las últimas generaciones de melómanos. Pertenece al álbum Various Positions, grabado en 1984, con palabras llenas de poesía, coros femeninos y los primeros arreglos electrónicos. Los judíos han convertido esta canción, que es por derecho un clásico, en un  himno para bodas y entierros. En el texto aparecen múltiples referencias bíblicas, como Sansón y Dalila o David y Betsabé. El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, quien pertenece a la generación que creció acunada por la voz de Cohen, le ha rendido homenaje citando un extracto de Hallelujah: “Hay un relámpago de luz/ En cada palabra/No importa si oyes/ el santo aleluya o al (hombre) destrozado”. El tema Hallelujah se escucha en la película “The Watchmen”, de Zack Snyder.

4-Tower of Song

Pertenece al sexto ábum del artista, I’m Your Man, que incluye algunos de los temas más bellos de su carrera, entre ellos Take This Waltz (adaptación de Pequeño vals vienés, un poema de Lorca perteneciente al libro «Poeta en Nueva York»). Tower of Song es una balada sombría en la que evoca algunas figuras legendarias del rock, como Hank Williams.

5-Almost Like The Blues

Es uno de los títulos que integran el penúltimo álbum de Cohen, grabado en 2014, Popular Problems, con el que efectúa un clamoroso regreso al blues, la música que siempre llevaba en el corazón.

6-Bird on the Wire

En 1969, Leonard Cohen tiene 34 años y ya es capaz de escribir todo un testamento en menos de cuatro minutos: “Como un pájaro en  el alambre/ como un  borracho en una coral de medianoche/ a mi manera he intentado ser libre”.  El cantante folk Kris Kristofferson dijo que quería que esos versos figuraran como epitafio en su losa funeraria; Cohen le contestó que se sentiría muy decepcionado si no lo hiciera. La canción forma parte del conjunto de composiciones de la isla griega de Hydra, cuando Cohen padecía una de sus primeras depresiones. Pertenece al álbum de 1969 Songs from a Room, grabado en Nashville, capital de la música country.

7-So long, Marianne

Esta canción se refiere a la musa del cantautor, la noruega Marianne Ihlen, exmujer del escritor Alex Jensen, de la que Cohen se enamoró durante su estancia en Grecia y con la que convivió varios años. Cuando, en julio de 2016, Cohen se enteró de que Marianne se moría, le escribió una carta premonitoria : «Pienso que te seguiré pronto. Sabe que estoy tan cerca de ti, que si alargas la mano creo que podrás tocar la mía».

8-Dance me to the end of love

Del álbum Various Positions, Dance to the End of Love, a pesar del romántico titulo que lleva, está inspirada en el Holocausto. Procedente de una familia judía de Montreal, el artista Leonard Cohen, religioso hasta el final de sus días, se pregunta acerca de la Shoah, como ya lo había hecho anteriormente en varios de sus poemas.

9-Stranger Song

Perteneciente al álbum de 1967 Songs of Leonard Cohen, es una canció-río con uno de los textos más crípticos del autor. En ella habla de juego, de caridad, de droga, de la búsqueda de uno mismo. Stranger Song se escucha en la película «John McCabe», del realizador Robert Altman.

10-The Partisan

Una canción que forma parte del álbum Songs from a Room y que se escucha en la película (inédita en España) “Te Hunt of Wilderpeople”, del cineasta neozelandés Taiki Waititi,

Otras canciones de Leonard Cohen han formado parte de la banda sonora de películas : en una doble ración del cantautor canadiense, Oliver Stone incluyó “Waiting for the Miracle» y «The Future» en el film “Asesinos natos”, un policiaco anfetamínico. «I’m Your Man» (del álbum del mismo título, 1988) se oye en «La Secretaria» de  Steven Shainberg, donde la voz grave de Cohen inspira pensamientos eróticos a James Spader. «Nevermind”, del álbum Popular Problems (2014), está incluida en la banda sonora de la segunda temporada de la magnífica serie “True Detective”, lo que certifica la modernidad de Leonard Cohen, hoy el mejor entre los mejores.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Periodista, libertaria, atea y sentimental. Llevo más de medio siglo trabajando en prensa escrita, RNE y TVE; ahora en publicaciones digitales. He sido redactora, corresponsal, enviada especial, guionista, presentadora y hasta ahora, la única mujer que había dirigido un diario de ámbito nacional (Liberación). En lo que se está dando en llamar “los otros protagonistas de la transición” (que se materializará en un congreso en febrero de 2017), es un honor haber participado en el equipo de la revista B.I.C.I.C.L.E.T.A (Boletín informativo del colectivo internacionalista de comunicaciones libertarias y ecologistas de trabajadores anarcosindicalistas). Cenetista, Socia fundadora de la Unió de Periodistes del País Valencià, que presidí hasta 1984, y Socia Honoraria de Reporteros sin Fronteras.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.