Inicio / BLOGS / Bigas x Bigas, autobiografía del cineasta fallecido hace cuatro años

Bigas x Bigas, autobiografía del cineasta fallecido hace cuatro años

“Desidero essere un poeta. Che bello é essere poeta”
 “J’aime beacoup filmer, car je ne veux pas mourir”

Así, en italiano y en francés, pero también catalán y castellano, el cineasta barcelonés Bigas Luna (Josep Joan Bigas Luna, 1946-2013) comienza el relato de su vida, sus películas, sus actores y sobre todo actrices preferidas, su reconversión en un hombre de campo –bien que en la Tarragona que mira siempre al mar- y su descubrimiento de la agricultura biológica.

Bigas x Bigas, poster
Bigas x Bigas, poster

El relato de una vida, especie de memorias, que quiere que sea en cine porque, hedonista como era, pensar en escribir en un cuaderno le daba pereza. En los cuadernos dibujaba figuras, hacía esbozos, intentaba fijar a las muchas mujeres que pasaron por su vida y sus castings.

En el este auto-documental, rodado con ayuda de Santiago Garrido Rúa (montador también de las más de 600 horas de materia recogido), Bigas Luna habla de cine, de amor, de amistad, de poesía, del arte y de la tierra: una tierra de la que salen frutos con los que el propio director aprende a amasar el pan de la amistad

“Un proverbio oriental dice que cuando cumples sesenta años tienes derecho a cambiar de todo: de vida, de mujer, de trabajo…”

Cumplidos los 70, Bigas Luna se  graba a sí mismo continuamente, con una cámara que muchas veces se agita más de lo deseable, y nos enseña sus amores, su casa, sus amigos, sus dos palmeras (a las que llama como sus padres) y su algarrobo (un árbol que sustituyó a otro muerto y enterrado y que, en el final de su vida, también era el alter ego del más felliniano de los realizadores catalanes, y también españoles).

Ignoro a qué edad, pero en un momento de su vida Bigas Luna trasladó su residencia a un hermoso lugar de Tarragona, compró unas tierras y empezó a cultivar, incluso a hacer vino. En el documental también está la trasformación del director barcelonés en el hombre de campo kilómetros más arriba del mapa; transformación explicada a veces subliminalmente en conversaciones con familiares y amigos que, junto a sus paseos y los monólogos frente a la cámara, componen las escenas que encadenadas han dado como resultado “Bigas x Bigas”, un documental muy experimental, producido por Carles Sans (miembro del grupo Tricicle) y Javier Bardem: “Es lo que llamaba su diario visual –ha explicado Celia Orós, la mujer que compartió con él veinte años de vida- lo escribía con esa camarita que llevaba siempre (…) Lo grababa para él, no tenía intención de mostrarlo. Reunió más de 600 cintas”. Por el documental desfilan también actrices (Aitana Sánchez Gijón, Leonor Watling, Penélopoe Cruz, Candela Peña, Ariadna Gil…) y actores (Jordi Mollá, Jorge Perugorría, Javier Bardem)

La película es al mismo tiempo un homenaje al  autor y único protagonista: el artista que como todos tenía sus obsesiones (el jamón, las tetas, los genitales del toro) y la persona que fue Bigas Luna, autor de títulos tan fundamentales e imprescindibles  en la filmografía española como “Tatuaje”, “Bilbao”, “Caniche”, “Las edades de Lulú”; la trilogía ibérica compuesta por “Jamón Jamón “ (León de plata en Venecia 1992), “Huevos de oro” (Premio del Jurado en Zinemaldia 1993) y “La teta y la luna” (Osella de oro en Venecia 1994); “Bambola”, “La camarera del Titanic, “Volavérunt”, “Son de mar”, “Yo soy la Juani” y “DiDi Hollywood”, filmada tres años antes de fallecer de leucemia.

La película termina con una dedicatoria: “Siamo cosi, non si puo fare altro. Bigas” (Somos así, no se puede hacer nada), y una reflexión: “La vie est une spirale que les hommes grimpent et descendent très serieusement. Grazie terra, grazie natura, grazie tutto. Uno se ne va”  (La vida es una espiral que los hombres trepan  y descienden seriamente. Gracias tierra, gracias naturaleza, gracias todo. Uno se despide).

Sobre Mercedes Arancibia

Periodista, libertaria, atea y sentimental. Llevo más de medio siglo trabajando en prensa escrita, RNE y TVE; ahora en publicaciones digitales. He sido redactora, corresponsal, enviada especial, guionista, presentadora y hasta ahora, la única mujer que había dirigido un diario de ámbito nacional (Liberación). En lo que se está dando en llamar “los otros protagonistas de la transición” (que se materializará en un congreso en febrero de 2017), es un honor haber participado en el equipo de la revista B.I.C.I.C.L.E.T.A (Boletín informativo del colectivo internacionalista de comunicaciones libertarias y ecologistas de trabajadores anarcosindicalistas). Cenetista, Socia fundadora de la Unió de Periodistes del País Valencià, que presidí hasta 1984, y Socia Honoraria de Reporteros sin Fronteras.

Ver también

Primera-pagina-JLCebrian-portada

Primera página. Cebrián, o las huellas de un pasado…

Hace un par de meses se publicó Primera página, editada por Penguin Random House Grupo …

Deja un comentario que aporte valor añadido al texto

×
×