Ai Weiwei defiende la libertad de expresión con retratos de Lego

Con un millón doscientas mil piezas de Lego, el artista chino Ai Weiwei ha realizado en el Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Washington  una exposición denominada “Trace”: son  176 retratos, depositados en el suelo,  para denunciar la represión que padecen los disidentes políticos en distintos lugares del mundo.  Ai Weiwei es  “uno de los símbolos mundiales de la disidencia”, escriben en el digital Culturebox, diario cultural del canal internacional France 24.

Ai Weiwei defiende la libertad de expresión con retratos de Lego

En la rueda de prensa previa a la inauguración, Ai Weiwei, quien estuvo en arresto domiciliario en su casa de Pekín en 2011 tras una falsa acusación gubernamental de fraude fiscal,  explicó que “quería hacer algo relacionado con las personas que han perdido la libertad a causa de sus creencias, porque tienen ideas u opiniones diferentes”.

“Algunas sociedades no aman el arte y detestan a las personas que dan muestras de libertad de pensamiento y expresión que, para mí, son los componentes más importantes del arte”.

Entre los «presos de conciencia» que ha representado con piezas de Lego figuran personajes muy actuales como Chelsea Manning y Edward Snowden, los principales protagonistas de las fugas de documentos secretos del gobierno y el ejército de Estados Unidos, junto a históricos como Nelson Mandela y Martin Luther King.  Aunque la mayoría son disidentes chinos, asiáticos y de Oriente Medio, mucho menos conocidos por la opinión pública.

En el otoño de 2016, el fabricante danés de las famosas piezas de plástico lego se negó a vender directamente a Ai weiwei para la creación de «obras políticas». Tras un enorme revuelo en las redes sociales, el fabricante de los pequeños ladrillos multicolores tuvo que desdecirse y manifestar públicamente que nunca más “volvería meter la nariz en los asuntos de sus clientes”, y que no volvería a pedirles que le comunicaran a qué iban a ser destinadas las grades ventas de piezas Lego, “para evitar malentendidos”. El artista celebró el arrepentimiento de la dirección de Lego escribiendo en su cuenta de Twitter: “Buena decisión #libertad de expresión”.

Definido como «artista polivalente» – pintor, escultor , cineasta y creador de vídeos artísticos y obras  plásticas- Ai Weiwei, quien fue el diseñador del famoso estadio Nido de Pájaro donde se celebraron los Juegos Olímpicos de 2010,  ya había utilizado piezas de Lego en 2014 para hacer retratos gigantes de disidentes que fueron expuestos en la antigua prisión estadounidense de Alcatraz. También en 2015 realizó la exposición “Andy Warhol-Ai Weiwei” en Melbourne, Australia, con las piezas recogidas en una colecta entre sus fans.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Periodista, libertaria, atea y sentimental. Llevo más de medio siglo trabajando en prensa escrita, RNE y TVE; ahora en publicaciones digitales. He sido redactora, corresponsal, enviada especial, guionista, presentadora y hasta ahora, la única mujer que había dirigido un diario de ámbito nacional (Liberación). En lo que se está dando en llamar “los otros protagonistas de la transición” (que se materializará en un congreso en febrero de 2017), es un honor haber participado en el equipo de la revista B.I.C.I.C.L.E.T.A (Boletín informativo del colectivo internacionalista de comunicaciones libertarias y ecologistas de trabajadores anarcosindicalistas). Cenetista, Socia fundadora de la Unió de Periodistes del País Valencià, que presidí hasta 1984, y Socia Honoraria de Reporteros sin Fronteras.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.