Inicio / BLOGS / Autismo y acoso escolar, la cruda realidad

Autismo y acoso escolar, la cruda realidad

Uno de cada dos alumnos con autismo sufre acoso escolar en España. La falta de información por parte de la comunidad educativa, así como del entorno de los niños, hace que no solo sean apartados, sino que sufran diversas agresiones tanto verbales como físicas por parte de sus iguales.

Es frecuente que presenten severas dificultades para comunicarse y en el mismo sentido, tampoco perciben las actitudes dañinas de sus compañeros y, cuando ha sucedido el acoso, tardan varios meses o años en decírselo a sus padres y educadores.

Quizá no conocer cuáles son los síntomas que presentan los niños afectados con trastornos del espectro autista hace que muchas veces ni los profesores saben dirigirse a ellos, y desconocen los riesgos a los que se enfrentan a diario.

Estos niños tienen un enorme abandono escolar, porque normalmente carecen de  apoyos en la escuela, salvo que sean solamente escuelas de niños autistas, en donde sí conocen cómo tratarlos. Las necesidades de estos alumnos y el asesoramiento de los profesionales que los tratan permitiría que a lo largo de la etapa escolar pudieran integrarse con los demás niños y evitar así el acoso al que son sometidos.

Si ya el acoso escolar es una pandemia en el país, los niños autistas sienten especial discriminación no solo por parte de sus iguales, sino por el entorno que no los protege debidamente.

El trastorno del espectro autista (TEA), es un trastorno neurobiológico que se manifiesta durante los tres primeros años de vida y se mantiene a lo largo de la misma. Las personas presentan deficiencias a la hora de comunicarse y sobre todo de interactuar socialmente. Muchas veces están ausentes y no comparten intereses con sus iguales, por ello no entienden qué significa un chiste, hablar con doble sentido o una broma si algún otro niño se la hace. Normalmente evitan el contacto físico y tienden a hablar poco. Su hipersensibilidad, tanto olfativa como táctil, les hace estar incómodos en entornos en donde existen muchas personas y casi siempre están ajenos a lo que sucede.

Con estas manifestaciones es normal que tengan dificultad para integrarse en la sociedad y en los colegios en donde conviven con niños no siempre estos comprenden cómo se desarrolla un niño que presenta un TEA. Las cifras están ahí, y el acoso escolar en todas sus formas es una realidad que aún necesita ser abordada por políticas sociales de no discriminación y apoyo social según la plataforma de Autismo España y el Cermi Estatal que luchan por evitar la discriminación de estos niños en la escuela.

Subscribe to our mailing list

* indicates required

Sobre Ana De Luis Otero

PhD, Doctora C.C. Información. Periodista. Editora Adjunta de Periodistas en Español.- Divulgadora Científica. Profesora Universitaria. Fotógrafo. Consultora de Comunicación Médica - Comprometida con la Discapacidad, los Derechos Humanos, la infancia y la tercera edad. Miembro Consejo Asesor de la Fundación Juan José López-Ibor. Miembro del Comité Asesor de Ética de Eulen Servicios Sociosanitarios. Miembro de The International Media Conferences on Human Rights (United Nations, Switzerland), Presidenta de D.O.C.E .- (Discapacitados otros Ciegos de España) - www.asociaciondoce.com Autora del Libro Fotografía Social.- Editorial Anaya. Consultora de Comunicación Médica. www.consultoriadecomunicacion.com.-

Ver también

Teatro: Paula Guida y Esteban Ciudad emprenden un viaje en“Noche de juegos”. Trucos y tratos

Luis de Luis[1] Paula Guida ha escrito un certero diálogo a dos, un diálogo tan …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.