Inicio / BLOGS / Candidiasis vulvovaginal: Un problema de salud pública

Candidiasis vulvovaginal: Un problema de salud pública

A pesar de todos los avances que han tenido lugar en la medicina, aún hoy, la candidiasis vulvovaginal, continúa siendo un problema de salud pública que afecta a todos los estratos sociales. En muchas ocasiones existe un subdiagnóstico frente al sobrediagnóstico que hace determinar que las infecciones por Cándida no sean contempladas y por tanto, no se aborden correctamente.

La Cándida albicans es el principal agente de las vulvovaginitis micóticas y constituyen actualmente hasta el 90 % de los casos de las infecciones causadas por levaduras en la vagina. Este hongo que convive normalmente en equilibrio en la vagina sin embargo, cuando se rompe el mismo, produce candidiasis y por tanto, hay que tratarlo de inmediato.

La incidencia de la candidiasis vulvovaginal (CVV) aún no se conoce dado que se ve enmascarada por errores en el diagnóstico y por estudios poco representativos de la población general. Afecta realmente a un 75 % de las mujeres en edad fertil y se estima que al menos, la mitad de ellas tendrán recidivas.

Es muy importante no automedicarse ya que las pacientes asintomáticas no conviene tratarlas porque si no es aguda, todas las mujeres conviven con las cándidas. El agente etiológico involucrado con mayor frecuencia es un microorganismo que es un componente de la microbiota vaginal normal pero hay que destacar que si prolifera y se infecta, puede debutar en pacientes inmunodeprimidas, progresando la infección y afectando a otros órganos internos. En el 20 % de los casos, las mujeres no presentan síntomas cuando están colonizadas por la cándida. En el 95 % de los casos, podemos ver que son levaduras aisladas que corresponden a la cándida albicans o a la cándida glabrata. Actualmente se sabe que por la automedicación, la cándida no albicans presenta mayor resistencia porque se trata con dosis únicas y no siempre son eficaces.

La pregunta siempre es la misma; ¿cómo puedo tener yo cándidas?

En muchos casos, se determinan causas multifactoriales que obedecen tanto a factores genéticos como hormonales; el uso de antibacterianos, la edad, la actividad sexual; y otras patologías como la diabetes mellitus y otras causas idiopáticas que pueden predisponer a la colonización y al desarrollo de la cándida vulvovaginal. Existen también otras causas como son la obesidad, el embarazo, el uso continuado de antibióticos, etc. Aunque los síntomas nunca se relacionan al principio, en algunas mujeres existe prurito, y descarga vaginal en forma de flujo blanquecino, leucorrea acuosa o espesa como si fuera requesón además de un enrojecimiento de las mucosas genitales.

Existen también cándidas cuando existe una alteración del pH vaginal dado que este es un mecanismo de defensa de la vagina que está correlacionado con el estado microbiológico de la misma y varía dependiendo de la etapa de la vida en la que estemos. No es lo mismo una mujer en la fase menstrual que en la menopausia. Se ha comprobado que si el pH es menor a 4.5 tiene una sensibilidad del 83,72% en el diagnóstico de candidiasis y por tanto, las pacientes con estados que modifiquen el pH pueden tener mayor propensión a desarrollar una infección.

La importancia del diagnóstico correcto de la cándida hará que se determine qué sucede en la zona vulvovaginal y cómo hay que abordarlo. Desde luego, la automedicación no es el mejor de los casos. Una citología exfolitativa cervicovaginal (papanicolau) anual es conveniente para mujeres mayores de 40 años y sobre todo para aquellas que ya han sido madres, sea cual sea la edad. Determinar el tipo de cándida hará definir la micosis y posteriormente el tratamiento adecuado a cada caso.

 

Subscribe to our mailing list

* indicates required

Sobre Ana De Luis Otero

PhD, Doctora C.C. Información. Periodista. Editora Adjunta de Periodistas en Español.- Divulgadora Científica. Profesora Universitaria. Fotógrafo. Consultora de Comunicación Médica - Comprometida con la Discapacidad, los Derechos Humanos, la infancia y la tercera edad. Miembro Consejo Asesor de la Fundación Juan José López-Ibor. Miembro del Comité Asesor de Ética de Eulen Servicios Sociosanitarios. Miembro de The International Media Conferences on Human Rights (United Nations, Switzerland), Presidenta de D.O.C.E .- (Discapacitados otros Ciegos de España) - www.asociaciondoce.com Autora del Libro Fotografía Social.- Editorial Anaya. Consultora de Comunicación Médica. www.consultoriadecomunicacion.com.-

Ver también

App I-REACT, una aplicación para informar acerca de amenazas meteorológicas

En el día internacional para la Reducción de los Desastres, la Comisión Europea ha lanzado …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.