Nature morte vivante, de Patricia Urquiola, abre el Madrid Design Festival

Nature Morte Vivante, una exposición de la diseñadora Patricia Urquiola (Oviedo 1961) comisariada por Ana Dominguez Siemens, que muestra productos ideados para la producción industrial, en ocasiones para la producción artesanal y muy frecuentemente en la intersección entre ambas, abrirá este 1 de febrero de 2020 la tercera edición de Madrid Design Festival.

Patricia Urquiola Cassina
Patricia Urquiola: Cassina

La muestra está organizada de un modo no cronológico, agrupando las piezas alrededor de cinco “bodegones”, naturalezas muertas que exploran una serie de temas recurrentes en su línea de trabajo y pensamiento. Estos bodegones están inspirados en pinturas como Nature Morte Vivante de Salvador DalíNaturaleza muerta resucitando, de Remedios Varo, en las que los objetos se representan insuflados de vida.

A partir de esas cinco áreas -o bodegones- se formulan los distintos ejes de la exposición: Cosas transparentes reúne una colección de objetos que han sido importantes a lo largo de su carrera, una conexión entre el pasado y el futuro; en los llamados Viajes empáticos la inspiración surge de la idea de viajes tanto reales como imaginarios, es decir, el viaje como un estado mental; el concepto de Resistencias muestra proyectos que invitan a pensar; los asuntos relativos al género y todas sus declinaciones se reflejan en un tema llamado Gender? What gender? y las positivas polinizaciones en el proceso creativo se ven reflejadas en el apartado de Contaminaciones.

La muestra exhibe productos de distintas etapas de la carrera de Patricia Urquiola, quien fundó su propio estudio en el año 2001, desde mobiliario a alfombras, lámparas, objetos para la mesa, jarrones, tejidos, bañeras, cerámicas y baldosas, etc.

Las piezas seleccionadas muestran su manera de enfrentarse a diferentes materiales y técnicas, con ingenio, creatividad y una mirada fresca que la ayuda a romper con los cánones establecidos y a menudo dar nuevas respuestas a viejos problemas.

Patricia Urquiola Cappellini_Radical Fake

Patricia Urquiola Nuances burgundy

 

Su interés por el color se ve reflejado como un hilo conductor a lo largo de la exposición, expresándose a través de momentos de rigor o de exuberancia, mientras que la preocupación por la sostenibilidad, se observa en el recurrente uso del Upcycling, por medio de piezas en las que se reutilizan materiales reciclados para producir nuevos objetos.

La exposición se cierra con un proyecto de realidad virtual -una exploración alrededor de las emociones de los objetos- que en sí mismo es una pregunta abierta a la reflexión.

La exposición ha contado con la colaboración de: Agape, Alessi, Andreu World, B&B Italia, Bosa, Bottega Ghianda & Fondazione Cologni, Budri, Cappellini, Cassina, Cc-Tapis, Coedition, Driade, Editions Milano, Emu, Flos, Foscarini, Galleria Rossana Orlandi, Gan, Gees Recycling, Georg Jensen, Glas Italia, Haworth , Kartell, Kettal, Kvadrat, Limonta, Listone Giordano, Louis Vuitton, Molteni, Moroso, Mutina, Peter Mabeo, Rosenthal, Sogo Seibu, Swarovski y Viccarbe.

Galardonada con la Medalla al Mérito de las Bellas Artes, Urquiola ha sido reconocida recientemente como Diseñadora de la Década.

Nature Morte Vivante podrá visitarse hasta el próximo 1 de marzo en el Fernán Gómez del Centro Cultural de la Villa de Madrid.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Doctor en Filología por la Complutense, me licencié en la Universidad de Oviedo, donde profesores como Alarcos, Clavería, Caso o Cachero me marcaron más de lo que entonces pensé. Inolvidables fueron los que antes tuve en el antiguo Instituto Femenino "Juan del Enzina" de León: siempre que cruzo la Plaza de Santo Martino me vuelven los recuerdos. Pero sobre todos ellos está Angelines Herrero, mi maestra de primaria, que se fijó en mí con devoción. Tengo buen oído para los idiomas y para la música, también para la escritura, de ahí que a veces me guíe más por el sonido que por el significado de las palabras. Mi director de tesis fue Álvaro Porto Dapena, a quien debo el sentido del orden que yo pueda tener al estructurar un texto. Escribir me cuesta y me pone en forma, en tanto que leer a los maestros me incita a afilar mi estilo. Me van los clásicos, los románticos y los barrocos. Y de la Edad Media, hasta la Inquisición.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.