Trampas en el ajedrez digital

El ajedrez es un deporte noble, caballeroso. Es el mismo, se juegue en tablero físico o en internet, en partidas clásicas, rápidas o relámpago. Pero es una distopía peligrosa pensar que todo el ajedrez en el futuro será digital por muchos torneos, dinero e intereses que hay por medio.

Dibujo alusivo a las trampas en el ajedrez
Dibujo alusivo a las trampas en el ajedrez

Si ya existe la posibilidad de hacer trampas en el ajedrez físico en el digital todavía más, el llamado doping tecnológico. En el ajedrez presencial se es más estricto aunque, evidentemente, también han existido casos.

En el mundo digital, hacer trampa nunca ha sido tan fácil gracias a los múltiples motores de ajedrez, los ciberprogramas más potentes que usan los grandes maestros y a los que cada usuario de Internet puede acceder en unos pocos clics.

El portal de ajedrez digital Chess.com incluso se preguntó si el engaño no es la mayor amenaza para el futuro del noble juego. De hecho, los tramposos, en todas las categorías, se han duplicado.

Desgraciadamente esto ocurre también en España, y así, un torneo digital organizado por la Federación Navarra de Ajedrez, dentro del circuito escolar, ha terminado en distintas acusaciones de juego poco limpio entre dos clubes, una imagen nada edificante y más tratándose de menores. Pero no es el único ejemplo.

El portal Chess.com descalificó al campeón en la categoría sub-18, menores de dieciocho años, de la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (Asean) Eric Labog Jr, por violar su política de juego limpio, según anunció la Federación Nacional de Ajedrez de Filipinas (NCFP). La política de juego limpio es un término generalmente redactado para decir que el jugador recibió ayuda durante un juego.

Eric Labog Jr, diecisiete años, campeón de los Juegos Nacionales Estudiantiles, Palarong Pambansa, con un Elo 2138, fue suspendido por tres meses a partir del viernes 15 de mayo de 2020. La NCFP informó de que está de acuerdo con la decisión de Chess.com: «Tenemos que aplicar la regla de que si su cuenta en chess.com está cerrada, se le prohibirá durante tres meses todos los torneos de NCFP», añaden.

La decisión se produjo después de la suspensión el pasado 11 de mayo de otras tres filipinas, Rizalyn Tejada, la ganadora de las eliminaciones femeninas en el Campeonato Asiático Junior, Heather Chelsea Murillo y Jethro Aquino por la misma infracción.

Chester Neil Reyes, quien ocupó el cuarto lugar en el torneo clasificatorio, tomará el lugar de Labog en el campeonato asiático de ajedrez Juvenil en línea. Es el más joven de cuatro hermanos que juegan ajedrez, incluido el maestro nacional Arden Reyes de veintisiete años y con un Elo 2281.

Reyes, de quince años, con un Elo 1831, es estudiante de grado nueve de la escuela secundaria de la Universidad Nacional, se une a los maestros internacionales John Marvin Miciano de veinte años y Daniel Quizon de dieciséis años, en el torneo regional en línea que tendrá lugar el 24 de mayo.

Después de los casos recientes, la NCFP ha instituido medidas para atrapar a los jugadores que usan motores de ajedrez en juegos en línea, ordenándoles que jueguen frente a una cámara, usen micrófonos y no abandonen sus asientos durante la partida.

Cartel del torneo ‘Guillermito Rodríguez in memoriam’.
Cartel del torneo ‘Guillermito Rodríguez in memoriam’

Otro caso ha pasado en otro país y en otra plataforma, Lichess.org. Tras ser definido como un «jugador que recibe ayuda de un ordenador», el maestro internacional cubano Mario Diéguez, veintidós años y 2293 puntos Elo, fue despojado el pasado 1 de mayo del título conseguido unas horas antes en el veintinueve Torneo internacional ‘Guillermito García in memoriam’ (en referencia al gran maestro cubano Guillermo García, 1953-1990), acogido por la citada plataforma Lichess.org.

Según los datos, Diéguez había ganado diez partidas superando al maestro internacional venezolano Félix Ynojosa (Elo, 2393) –quien finalmente fue declarado ganador- y el gran maestro cubano Carlos Daniel Albornoz (Elo, 2573).

A pesar de su inmediata reclamación, la decisión de retirarle el primer lugar del torneo se mantuvo inalterable. «Lo primero que debo decir es que yo no hago trampas, al contrario, juego para superarme», se justificó Diéguez añadiendo que el problema «es que le gané a un gran maestro y entonces ellos me reportaron. Tenía algunos reportes de antes y sencillamente me quitaron el torneo».

Diéguez asegura que en la partida de referencia no desarrolló ninguna novedad teórica que pudiera llamar la atención de su rival o de quienes procesaron luego el reporte. «Es extraño, porque lo que jugué fue una variante normal de un sistema Indio de Rey», precisa.

Las plataformas ajedrecísticas digitales utilizan el llamado ‘machine learning’ que consiste en detectar comportamientos anómalos o sospechosos. Cuando los movimientos de un jugador se asemeja a las opciones que ofrecería un software de análisis del juego, de inmediato se sospecha, saltan las alarmas y como, en este caso, el resultado final se retiene.

El torneo digital cubano acogió a un total de 813 trebejistas de Cuba, Venezuela, Ecuador, Nicaragua, Costa Rica, Estados Unidos, Perú, México, Colombia, Panamá, Noruega y España.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Periodista. Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Autónoma de Barcelona, rama Periodismo con cursos de doctorado, estudios sobre Marruecos contemporáneo y árabe dariya. Más de 30 años de periodismo, la mayoría en prensa escrita, ha trabajado a ambas orillas del Estrecho de Gibraltar, casi 13 años en el extinto diario El Faro Información, en Algeciras, donde empezó de redactor y del que fue su último director y en Tánger dos años en un diario digital, por lo que se considera un periodista del Estrecho. Además ha participado en la mayoría de los Congresos de Periodistas del Estrecho desde el inicial en 1993 hasta 2019. Ha impartido cursos de periodismo en la Universidad Abdelmalek Essadi de Tetuán y talleres de periodismo en Tánger. Autor del guión del video 'Cervantes cruzó el Estrecho' sobre el teatro Cervantes de Tánger. Gran aficionado al ajedrez y todo lo que le rodea. Ha publicado un libro, ‘Artículos periodísticos. Apuntes para la historia de la prensa de Algeciras’.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.