Galicia, donde el surf es el mejor amigo de los más jóvenes

Se acerca la época en la que tanto padres y madres como mayores de edad se lanzan a la búsqueda de un campamento en el que disfrutar de las vacaciones. En este terreno, el surf es sin duda uno de los deportes que más expectación despierta entre los jóvenes y Galicia, uno de los mejores lugares de la Península, para practicarlo.

Galicia surfPor eso, no es de extrañar que el mejor campamento de surf esté en Galicia Sus olas, la buena comida y los paisajes son algunos de las virtudes de este rincón, que cuenta además con los y las mejores profesionales del surf.

Entre la gran variedad de campamentos destaca un año más el gallego Artsurfcamp. Se trata de un campamento-escuela de surf ubicado en el municipio coruñés de Carballo y sus instalaciones se hallan enfrente de la conocida playa de Razo. Pero esta no es la única virtud de esta escuela. El campamento Artsurfcamp cuenta con unas instalaciones de 2.200 metros cuadrados, con vistas directamente al mar y con una cocina en donde se elabora auténtica comida casera y gallega, para reponer fuerzas tras haber sorteado las olas más grandes. No hay que olvidar que esta zona tiene por delante a todo el Océano Atlántico y a su perfecto oleaje para realizar deportes de agua.

La playa de Razo se convierte así en el lugar ideal tanto para aprender la técnica del surf, como para perfeccionarla. Todo ello, acompañado de los numerosos beneficios que aporta la práctica de este deporte a los más jóvenes:

Equilibrio, orientación y coordinación

Cuando hablamos de jóvenes, y en particular de niños, la psicomotricidad es uno de los aspectos más presentes e importantes. Para mejorarla o fortalecerla, lo ideal es echar mano de juegos y deportes que desarrollen la orientación, la coordinación y, por supuesto, el equilibrio. Y precisamente el surf es uno de esos deportes que mejor ayuda a trabajar estos tres aspectos, que se ven reforzados debido a las dificultades que implica realizar ejercicio encima de una tabla sobre el mar. Esto supone para los más pequeños no solo un reto, sino que los motiva a auto-superarse y ganar habilidades.

Control del nerviosismo y la ansiedad

En general, los deportes son una de las mejores maneras de combatir el nerviosismo y puede ser una buena vía por la que los más jóvenes descarguen la tensión acumulada. Un deporte como el surf implica liberar adrenalina y energía, por lo que los más pequeños acaban cansados pero muy relajados tras realizarlo, lo cual puede incluso ayudarlos si sufren problemas para dormir por las noches. Además, el hecho de practicarse en plena naturaleza, los ayuda a establecer una relación especial con el entorno natural, difícilmente alcanzable cuando se vive, por ejemplo, en una gran ciudad.

Capacidad cardio-respiratoria y cardio-vascular

Remar nos ayuda no solo a coordinar nuestras extremidades superiores sino también a mejorar la eficiencia con la que el corazón bombea sangre y oxígeno a nuestro cuerpo. En consecuencia, el surf contribuye a mejorar la resistencia de nuestros hijos al remar, al salir y al entrar en el mar.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Los editores de Periodistas en Español valoran las informaciones y artículos recibidos en la redacción con criterios profesionales y tienen la obligación de cumplir y hacer cumplir las normas deontológicas que deben suscribir todos los colaboradores.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.