Integristas asesinan doce personas en la redacción de Charlie Hebdo

La mas abyecta cobardía asesina la libertad de expresión en nombre de la religión

charlie-hebdo-mahometEl sindicato nacional de periodistas CGT acaba de publicar un comunicado llamando a una concentración en la plaza de la Republica en Paris, para condenar este abyecto y cobarde atentado, en solidaridad con las víctimas y en defensa de la libertad de expresión.Doce personas  han sido asesinadas hoy en Paris en nombre de la religión, dos criminales enmascarados al grito de  Allah akbar han ametrallado con armas automáticas al personal, dibujantes y periodistas que se encontraban a primeras horas de esta tarde en los locales parisinos del semanario satírico francés “Charlie Hebdo”.  Según las primeras informaciones, entre las víctimas figuran los conocidos dibujantes Cabu, Wolinsky, Charb, Tignous, el periodista Bernard Maris y dos policías que custodiaban el  lugar.

Se trata del mas grave acto terrorista cometido en Francia desde la ola de atentados perpetrados en 1995 por un grupo islámico radical. El gobierno ha declarado el nivel “alerta atentados” en el marco del plan vigipirata actualmente en curso.  Las reacciones de condena, de estupor y de solidaridad llegan de todas partes del mundo.  Escribo estas líneas  mientras me invade un doble sentimiento de solidaria rabia y de profunda tristeza.

Solidaria rabia y apoyo total a la redacción de Charlie Hebdo, semanario satírico que ha sido el blanco de un atentado por haber defendido en sus dibujos la libertad de expresión frente a los oscurantistas religiosos, sean moros, judíos o cristianos.  En esta ocasión todo parece indicar que se trata una vez mas del horror de una denominada  organización criminal Al Qaeda, que asesina en nombre del Islam. Ni olvido ni perdón pues para los asesinos de nuestros colegas de Charlie Hebdo.

Profunda tristeza porque este crimen va a llevar agua al molino de un clima malsano de intolerancia que va creciendo en Francia, en Europa y en el mundo.  La guerra fría y sus tensiones internacionales han desaparecido dejando libre el paso a lo que algunos califican ya de “guerra de religiones”. La amalgama entre  inmigración, desempleo, terrorismo e Islam es una tentación cotidiana en Francia, como en Europa, como lo han mostrado también las recientes manifestaciones en Alemania.

Mientras el Frente Nacional  de extrema derecha en Francia prosigue  su afincamiento en el panorama político francés,  son cada vez mas las voces de intelectuales, escritores como Michel Houellebecq (autor de la novela “Sumisión”), periodistas como Eric Zemour (autor del ensayo “El suicidio francés”), o  filósofos como Alain Finkielkraut, que vehiculan  tesis   islamófobas, anunciando  el ocaso de la civilización occidental. Las voces racistas se liberan en el espacio publico  y la tentación de la intolerancia gana terreno de forma sutil y cada vez menos subterránea.

Reclamar la máxima severidad contra el crimen organizado perpetrado en  nombre del radicalismo religioso, reclamar el respeto de la libertad de expresión y poner fuera de la ley a los que no respetan la Republica laica con su proselitismo  oscurantista religioso, es una absoluta necesidad que no debe llevarnos sin embargo a amalgamar  los numerosos problemas que en nuestra sociedad reclaman urgente solución.

Inmigración no será nunca sinónimo de terrorismo. Los periodistas dignos de ese nombre  seguiremos defendiendo la libertad de expresión sea cual sea la inquisición que nos amenace. Con un cariñoso recuerdo por nuestros colegas de Chrlie Hebdo  cobardemente asesinados.

Condenas

El director de Charlie Hebdo en 2012 tras el atentado
El director de Charlie Hebdo en 2012 tras las amenazas integristas

La Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) ha emitido un comunicado de repulsa por este sangriento atentado, que pone en peligro la libertad de expresión y arremete contra el derecho de los ciudadanos a recibir información libre y veraz.

La FAPE se solidariza con las víctimas y sus familias. Asimismo alienta a los periodistas franceses en su defensa de la libertad de información.

En un comunicado, la Federación de Sindicatos de Periodistas (FeSP) expresa a los compañeros de la revista francesa Charlie Hebdo la máxima solidaridad frente al atentado criminal de que ha sido objeto y que ha provocado la muerte de doce personas.

“Compartimos vuestro dolor y el de los familiares y amigos de las víctimas. La FeSP siempre ha estado en contra de todo tipo de terrorismo y aun más en este caso que supone un grave ataque a la libertad de expresión y a la convivencia democrática. Hoy todos somos #je suis charlie”.

“Es un ataque flagrante contra la libertad de expresión en el corazón de Europa”, ha dicho Robert Mahoney, director adjunto del CPJ. “La escala de la violencia es espantosa. Los periodistas deben permanecer unidos para enviar el mensaje de que este intento asesino de querer silenciarnos no logrará su objetivo”.

El semanario satírico francés publicó unas caricaturas de Mahoma en 2012, este hecho despertó las protestas de sectores radicales islamistas. Desde entonces ha sufrido numerosas agresiones y amenazas que obligaban a una vigilancia policial continua.

 

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

6 Comentarios

  1. […] Entre quienes lo rodeaban un momento antes, hemos visto a Laurent Léger, superviviente de la matanza que tuvo lugar hace cuatro días en la redacción de Charlie. También a Renald Luzier (Luz), superviviente y escéptico: “La carga simbólica que nos están […]

  2. Estando de acuerdo totalmente con este análisis de condena de los asesinatos,no hay que silenciar la responsabilidad de quien facilita y vende las armas, es decir la industria del armamento de Europa.

    Paz

  3. El delito de estos periodistas ha sido, como siempre, enfrentarse y caricaturizar lo que no es más que el delirio de unos dementes ignorantes, que consideran en su fanática locura que un beduino pederasta como Mahoma es intocable y que sus alucinaciones son sagradas. Por todo ello, y como mejor homenaje a estos valientes que dieron su vida por llevar un poco de luz a este todavía demasiado fanático y atrasado mundo, sólo quedar blasfemar lo más alto y más claro posible. http://diario-de-un-ateo.blogspot.com.es/2012/02/blasfemia-contra-mahoma.html

  4. No puede llamarse musulmam quien asesina a las personas. El islam dice NO MATARAS.
    Utilizan la religion este puñado de animales que se esconden detras del islamismo aplicando sus propias leyes.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.