Hasta siempre, Georges Moustaki

«Ma liberté, c’est toi qui m’a aidé à larguer les amarres…»

georges-moustaki

En París, acaba de salir el sol, después de una especie de segundo invierno. “Il y a un bel été qui ne craint pas l’automne”, cantaba él contra los elementos. Me acaban de llamar para anunciarme que acaba de fallecer quien ponía música a esa letra, que también componía. Ha muerto Georges Moustaki. Maldita sea.En su vida legal, fue Iosif, Giuseppe, Yousef y Joseph Mustacchi, natural de Alejandría (Egipto), griego, judío e italiano, por sus orígenes familiares. Francés por la lengua que adoptó y por su voluntad de vivir y cantar en esa lengua. “Arabes, grecs, juifs, italiens, tous des bons Méditérranéens…”, decía. Lo vi varias veces en mi vida. La primera estaba en la Librería Fuentetaja, de Madrid. Entendí que no debía romper su silencio para decirle que le debía la expresión de algunos sentimientos, un cierto anarquismo sentimental, el placer de escuchar sus canciones en mis viajes y, desde luego, una parte de mi francés. “Un grand merci, Georges”.

Llegó a París cuando tenía 17 años. Hay fotos suyas jovencísimo, con Georges Brassens y junto a Edith Piaf, con quien al parecer tuvo una fugaz relación amorosa. Ejerció de músico y camarero en los bares, hasta que conoció a Brassens, de quien se consideró discípulo; aunque el maestro fuera más bien escéptico, de letras ácidas, y Moustaki de palabras dulces, proclives a suaves revueltas. Otros grandes de la chançon française le honraron cantando sus letras (Yves Montand, Barbara, a quien acompañó cantando a duo).

Entre mis emociones, guardo la primera vez que escuché “Ma liberté, longtemps je t’ai gardé comme une fleur rare…” Su casi ingenua “Sans la nommer”, que quería tener una cierta reminiscencia trotskista. Y desde luego, “Le Métèque”, que –creo- la censura franquista no permitió difundir entonces en castellano, y sí en su versión original francesa, al dar por sentado que no la entendíamos en francés.

Guardo, cómo no, sus vinilos como un tesoro, llenos de recortes de entrevistas, declaraciones y artículos sobre su visión del mundo. Pude verlo alguna vez más, entre las que retengo un concierto impecable en la sala Olympia; cuando (sería 2003 ó 2004) invitó a subir con él al escenario a su amiga Brigitte Fontaine (74 años, hoy). Vestida de punk, con una cadena enlazando las dos pateras de sus pantalones, Brigitte hizo lo que pudo: caerse al subir a escena, dar dos besos a Georges. Pero no pudo articular palabra y mucho menos cantar. Moustaki sufrió la escena con delicadeza, lo mejor que pudo. Puede que fuera un trotsko-anarquista, pero también era un caballero. Un día fue capaz de anular, sin protestar, sus fechas reservadas en la sala Olympia para ceder ese escenario de leyenda a Madonna. Su enfermedad respiratoria le impidió cantar a partir de enero de 2009. Lo tuvo que decir al público él mismo, en Barcelona, donde se preparaba para ofrecer un concierto.

Hace un año, en las elecciones presidenciales apoyó al candidato marginal del Nuevo Partido Anticapitalista. Su versión de la historia trágica del asesinato legal de los anarquistas Sacho y Vanzetti me sigue poniendo los pelos de punta. Merci, Georges, tu vas nous manquer, mais tu restes dans nos rêves. Georges Moustaki ha muerto en Niza, cerca del mar que amó. En su último viaje, estoy seguro, le acompaña el espíritu de los hombres libres.

Únase a más de 1100 personas que apoyan nuestro periódico

Podrás comentar, enviar sugerencias y además podrás acceder de forma gratuita a eBooks, póster y contenidos exclusivos de nuestros colaboradores.

Periodista. Fue colaborador del diario Hoy (Extremadura, España) en 1975/76. Trabajó en el Departamento Extranjero del Banco Hispano Americano (1972-1980). Hasta 1984, colaboró en varias publicaciones de información general. En Televisión Española (1984-2008), siete años como corresponsal de TVE en Francia. Cubrió la actualidad en diversos países europeos, así como varios conflictos internacionales (Argelia, Albania, Kosovo, India e Irlanda del Norte, sobre todo). En la Federación Internacional de Periodistas ha sido miembro del Presidium del Congreso de la FIP/IFJ (Moscú, 2007); Secretario General Adjunto (Bruselas, 2008-2010); consejero del Comité Director de la Federación Europea de Periodistas FEP/EFJ (2013-2016); y del Comité Ejecutivo de la FIP/IFJ (2010-2013 y 2016-2022). Doce años corresponsal del diario francófono belga "La Libre Belgique".

1 COMENTARIO

  1. No fue nuestro Brel, pero en nuestra vida fue el primero. El de esos discos pasados a través de los Pirineos, escuchado en unos lugares de veraneo, a los que sólo se iba por no tener pasaporte; y él, el que forjó mi proto francés. Una vez más, gracias Paco

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.