Inicio / OPINION / RNE: falta de objetividad e incultura sobre Nelson Mandela

RNE: falta de objetividad e incultura sobre Nelson Mandela

Resulta vergonzoso que RNE, la radio pública financiada con nuestro dinero público, además de mantener una escasa, por no decir nula, pluralidad política entre los denominados “tertulianos”, mantenga personajes incultos, con desconocimiento histórico y político absoluto de los temas que tratan, y cuyo único discurso sea la permanente defensa de sus ideologías reaccionarias, ayer en defensa del franquismo, y hoy en defensa del más rancio neoliberalismo.

Mandela-picornellUn ejemplo elocuente de ello, ha sido la retransmisión del funeral de Nelson Mandela, que por la historia y personalidad del finado, merecía que se hubiera explicado con ecuanimidad y objetividad algo más de su ejemplar vida política.

Si lamentables fueron las palabras del conductor del programa, más vergonzosas y deplorables fueron las palabras del “tertuliano” Justino Sinova, habitual manipulador goebeliano en los informativos de nuestra radio pública. Este personaje, con su habitual odio a la revolución cubana, se manifestó extrañado, y no entendía por qué razón tenía que intervenir Raúl Castro desde la tribuna del funeral.

El ignorante Sinova debería saber que gracias a Cuba, como recordaría el propio Mandela, se logró el fin del apartheid en Sudafrica, porque un elemento decisivo fue la estrepitosa derrota militar que las tropas cubanas infligieron al ejercito sudafricano en Cuito Cuanavale en el sudeste de Angola en enero de 1988. El Gobierno de Cuba, a propuesta de Fidel Castro, y por la solicitud de solidaridad del Gobierno de Angola, envió tropas cubanas de refuerzo a Angola tras la invasión del país por el régimen de Pretoria apoyado por Estados Unidos. La victoria de Cuito Cuanavale también permitió a Namibia, hasta entonces ocupada por Sudáfrica, conseguir su independencia.

Nelson Mandela, durante su histórica visita a Cuba en julio de 1991, primer país que visitó tras ser elegido Presidente de Sudáfrica, recordó aquel hecho con estas palabras:

“La presencia de ustedes y el refuerzo enviado para la batalla de Cuito Cuanavale tienen una importancia verdaderamente histórica. ¡La aplastante derrota del ejército racista en Cuito Cuanavale constituyó una victoria para toda África! ¡Esa contundente derrota del ejército racista en Cuito Cuanavale dio la posibilidad a Angola de disfrutar de la paz y consolidar su propia soberanía! ¡La derrota del ejército racista permitió al pueblo combatiente de Namibia alcanzar finalmente su independencia! ¡La decisiva derrota de las fuerzas agresoras del apartheid destruyó el mito de la invencibilidad del opresor blanco! ¡La derrota del ejército del apartheid sirvió de inspiración al pueblo combatiente de Sudáfrica! ¡Sin la derrota infligida en Cuito Cuanavale nuestras organizaciones no habrían sido legalizadas! ¡La derrota del ejército racista en Cuito Cuanavale hizo posible que hoy yo pueda estar aquí con ustedes! ¡Cuito Cuanavale marca un hito en la historia de la lucha por la liberación del África austral! ¡Cuito Cuanavale marca el viraje en la lucha para librar al continente y a nuestro país del azote del apartheid! La decisiva derrota infligida en Cuito Cuanavale alteró la correlación de fuerzas en la región y redujo considerablemente la capacidad del régimen de Pretoria de desestabilizar a sus vecinos. Este hecho, conjuntamente con la lucha de nuestro pueblo dentro del país, fue crucial para hacer entender a Pretoria que tenía que sentarse a la mesa de negociaciones”. El 2 de febrero de 1990, el régimen segregacionista, moribundo tras la derrota de Cuito Cuanavale, se vio obligado a legalizar el ANC, y aceptar negociaciones.

Espero que estas notas sirvan para que el inculto Sinova entienda la causa de la presencia e intervención de Raúl Castro, presidente de Cuba, en el funeral de Mandela, y el cariño y respeto que siempre ha tenido Mandela y el CNA a la Cuba revolucionaria.

Me gustaría que estas notas pudieran llegar a todos los oyentes de RNE, para que aquellos que no han tenido posibilidad de oír otra versión que la del inculto Sinova, puedan conocer la objetividad de la historia. Lamentablemente, no creo que vayan a llegar.

Sobre Pedro Marin del Valle

Ver también

Relaciones personales. Michael Brown / 123RF

Todo por acontecer

Nos vestimos de luces para pasear los anhelos que nos convierten en básicos, en instrumentos …